Bricomanía

Marquesina ligera

Marquesina ligera

Autor:

Una marquesina ligera sobre una puerta de entrada es una buena solución para los días de lluvias. Por ello, en Bricomanía os mostramos cómo hacer una marquesina ligera.

Las marquesinas son protecciones, de cristal o metal generalmente, que se colocan a la entrada de edificios o sobre paradas de transportes públicos, con el fin de resguardarnos del sol y la lluvia.

En esta ocasión, os vamos a enseñar a construir una práctica y decorativa marquesina en madera y policarbonato. Un tejadillo ligero, que nos protegerá de las inclemencias del tiempo.

  • Herramientas
  • Sierra de calar
  • Hoja para materiales plásticos
  • Hoja para metal
  • Hoja para cortes curvos en madera
  • Hoja para cortes rectos en madera
  • Taladro atornillador
  • Broca para metal Ø 5,5 mm
  • Broca de widia Ø 8 mm
  • Avellanador
  • Esponja para lijar madera
  • Esponja para lijar madera
  • Compás
  • Pistola para silicona
  • Rodillo
  • Cubeta
  • Martillo
  • Nivel
  • Gafas protectoras
  • Materiales
  • Contrachapado de 30 mm
  • Policarbonato celular 10 mm
  • Cantonera 10X10
  • Perfil de aluminio en L 30x30 mm
  • Llanta de aluminio 30X3 mm
  • Imprimación multiuso
  • Esmalte
  • Silicona transparente
  • Taco de nailon Ø 8 mm
  • Tirafondos 5X40 mm
  • Tirafondos 4X25 mm
  • Tirafondo con arandela y capuchón 5X40 mm
  • Adhesivo extrafuerte

Tres piezas de contrachapado conformarán la base de nuestra marquesina. En la parte superior, colocaremos una pieza de policarbonato celular, que uniremos a la estructura empleando unos perfiles metálicos.

Paso a paso para hacer una marquesina ligera

Paso 1
Comenzamos el trabajo marcando las líneas de corte en las piezas de contrachapado. En nuestro caso, tendrán forma triangular.

Paso 2
Después, con la ayuda de un compás, trazamos unas circunferencias, tres por cada pieza de contrachapado.

Paso 3
Es hora de realizar el vaciado. Con la sierra de calar provista de una hoja para cortes curvos con inserción directa, vaciamos los huecos.

Paso 4
Luego, con la misma herramienta provista de una hoja para cortes rectos en madera, cortamos las tres bases y redondeamos las puntas.

Paso 5
Una vez marcada, cortamos la pieza de policarbonato celular. Para realizar este trabajo, emplearemos la misma herramienta, esta vez provista de una hoja para cortar materiales plásticos. Tendremos que tener en cuenta que la pieza cubra por completo el acceso al edificio, de manera que nos proteja adecuadamente de la lluvia y las inclemencias del tiempo.

Paso 6
A continuación, con la sierra de calar y una hoja para cortes en metal, cortamos los perfiles metálicos donde encajaremos las piezas de madera.

Paso 7
Siguiendo el mismo procedimiento, cortamos también las pletinas.

Paso 8
Ahora, con una espuma para lijar, repasamos la pieza de policarbonato celular...

Paso 9
... y con una lija de mano, biselamos los cantos de los perfiles metálicos.

Paso 10
Como no hemos podido encontrar perfiles en U del tamaño necesario para encajar las tres bases, vamos a realizarlos a medida. Aplicamos adhesivo en uno de los perfiles en L que hemos cortado y lo pegamos a otro, creando la forma en U que necesitamos para este trabajo.

Paso 11
A continuación, procedemos a realizar los orificios de fijación en los perfiles metálicos. Con el taladro y una broca del diámetro adecuado, hacemos los agujeros necesarios en las tres caras de las piezas.

Paso 12
Hacemos también los orificios en las pletinas.

Paso 13
Luego, avellanamos bien los agujeros. De esta manera, la cabeza de los tirafondos quedará embutida.

Paso 14
Una vez que hayamos repasado bien los orificios de los perfiles y pletinas, procedemos a montar la pieza de policarbonato. Antes, con la ayuda de un aspirador, limpiamos bien el interior de la pieza para eliminar las virutas que pudieran haber en su interior.

Paso 15
A continuación, colocamos unas cantoneras, que habremos cortado a medida, en la pieza de policarbonato celular.

Paso 16
Con la espuma para lijar madera, repasamos bien todas las piezas de contrachapado.

Paso 17
Una vez que hayamos retirado el polvo producido, aplicamos una imprimación selladora por toda la superficie de madera. Este producto facilitará el agarre del esmalte, a la vez que protegerá el poro de la madera. Para su aplicación, emplearemos un rodillo.

Paso 18
Una vez que el producto se haya secado, procedemos a dar el esmalte. Limpiamos el rodillo en agua y aplicamos el producto, siguiendo en todo momento la dirección de la veta. Si fuera necesario, daremos una segunda capa.

Paso 19
Luego, con la ayuda del nivel, trazamos una línea bien horizontal en la pared, teniendo en cuenta el lugar donde queremos colocar nuestra marquesina.

Paso 20
Después, con el taladro provisto de una broca para realizar orificios en hormigón, taladramos los puntos de fijación de los tres perfiles metálicos.

Paso 21
Luego, insertamos los tacos en el interior de los agujeros...

Paso 22
... y atornillamos las piezas con unos tirafondos.

Paso 23
A continuación, encajamos las tres bases de contrachapado en los perfiles.

Paso 24
Con la ayuda del taladro atornillador y una punta adecuada, atornillamos las piezas de madera empleando unos tirafondos.

Paso 25
El siguiente paso consiste en colocar la pieza de policarbonato sobre la estructura de madera. Dejaremos el mismo vuelo a ambos lados.

Paso 26
Luego, con la pistola aplicadora de silicona, damos el producto a lo largo de las pletinas...

Paso 27
... y las pegamos sobre la pieza de policarbonato celular. Las colocaremos a la altura de las piezas de contrachapado.

Paso 28
Para fijar bien la pieza plástica, atornillaremos las pletinas a la estructura de madera. Para amarrarla, emplearemos unos tirafondos y arandelas plásticas. Para obtener un resultado más estético, cubriremos la cabeza de los tirafondos con unos capuchones.

Paso 29
Para terminar, damos un cordón de silicona en la zona de unión de la estructura y la pared. De esta manera, evitaremos las filtraciones de agua, obteniendo un tejadillo mucho más resistente y duradero.

Paso 30
¡Y éste es el resultado! Una marquesina, decorativa y ligera que podremos colocar en la entrada del hogar. Nosotros hemos escogido estos materiales para su construcción, pero vosotros podréis optar por otros, como el metal o el cristal.

Tags relacionados marquesina para puerta cubierta