Carpintería

Sofá mandarina

Sofá mandarina

Autor:

En Bricomanía os vamos a ensañar a construir un sofá mandarina, sencillo y económico, ideal para los que queráis amueblar vuestra casa por poco dinero.

Para realizar la construcción de nuestro original, vivo y alegre sofá mandarina, vamos a necesitar 4 patas de madera, en nuestro caso de haya, contrachapado de ocume para hacer la base y el respaldo, gomaespuma y tela. También emplearemos un soporte metálico para colgar bicicletas, que utilizaremos como pieza de unión entre el respaldo y la base.

  • Herramientas
  • Sierra de calar
  • Hoja para madera
  • Hoja para materiales blandos
  • Taladro
  • Brocas para madera de 6 mm y 10 mm
  • Broca para metal de 6 mm
  • Grapadora eléctrica
  • Martillo para tapizar
  • Lijadora orbital
  • Tijera
  • Materiales
  • Contrachapado de ocume de 20 mm
  • Contrachapado de ocume de 5 mm
  • 4 patas de madera
  • 1 soporte para bicicletas
  • 4 tuercas hincables de m 8
  • 8 tuercas hincables de m 5
  • Tornillos de cabeza de champiñón de 5 x 50 mm.
  • Gomaespuma de 20 cm de grosor
  • Floca
  • Tela para tapizar
  • Grapas de 14 mm
  • Grapas de 3 mm
  • Tachuelas de tapizar
  • Adhesivo de montaje
Paso a paso para construir un sofá mandarina

Paso 1
Comenzaremos el trabajo dibujando la silueta de las piezas que configurarán el sofá. Marcamos la base y el respaldo en la pieza de contrachapado de ocume; utilizaremos como plantilla unos clavos y un listón de madera para hacer las líneas curvas. La tapa del respaldo la haremos con la pieza de contrachapado más fino. Cortamos las piezas con la sierra de calar y una hoja para madera.

Paso 2
A continuación, lijamos los cantos de todas las piezas de madera con la lijadora y una hoja de lija de grano medio, de esta forma la tela no se enganchará.

Paso 3
Después de lijar las piezas haremos los agujeros; cuatropasantes para colocar las patas y también cuatro en el respaldo y cuatro en el asiento, para fijar la pieza metálica que unirá el respaldo y el asiento. Una vez hechos los orificios, insertaremos unas tuercas hincables con la ayuda de un martillo.

Paso 4
También tenemos que hacer los agujeros en el soporte metálico. Marcamos los puntos en los que haremos los orificios con un clavo y con un martillo para que la broca no resbale al taladrar. En esas marcas hacemos los orificios pasantes utilizando el taladro y una broca para metal. Después de taladrar es conveniente pasar una lima para quitar las rebabas de los orificios.

Paso 5
Cortamos la espuma para poner en la base o asiento con la sierra de calar y una hoja especial para cortar materiales blandos. Como la pieza de gomaespuma es muy gruesa y la hoja es más corta, hemos marcado la pieza de espuma por las dos caras, así que cortaremos por ambas caras.

Paso 6
Hacemos una marca con rotulador en todo el perímetro de la pieza de gomaespuma que irá en la base, cerca del borde, para redondear el canto. Colocaremos el patín de la sierra de calar a 45º.

Paso 7
Pegamos la espuma a la base de contrachapado con adhesivo de montaje. Repetiremos la misma operación con el respaldo.

Paso 8
Ahora, revestiremos la base con un material sintético que se llama floca; con este material cubriremos bien toda la espuma. Clavamos la floca en la base de madera del asiento con unas tachuelas, de forma provisional, hasta dar forma a la pieza. Después de cortar el material sobrante, tensamos la floca, retiramos las tachuelas y a 1,5 cm del borde la fijamos con unas grapas.

Paso 9
Colocamos la tela de color naranja procediendo de la misma manera que con la floca. Remataremos la tela haciendo un pequeño dobladillo que fijaremos con dos hileras de grapas. Haremos lo mismo con el respaldo y su tapa, ésta última forrada sólo con tela.

Paso 10
El respaldo, la tapa y la base del sofá ya están hechos; ahora tenemos que unir las piezas. Unimos la tapa al respaldo con adhesivo de montaje y enroscamos las patas en la base del sofá.

Paso 11
Para finalizar atornillamos el soporte metálico con el que uniremos el asiento y el respaldo, y ponemos unos tapones en la parte superior de los tubos con adhesivo. Y así, tendremos terminado ya nuestro sofá mandarina.