Pintura

Imprimación multiuso

Imprimación multiuso

Autor:

En este consejo de Bricomanía os enseñamos los distintos tipos de imprimaciones multiuso así como sus aplicaciones.

A la hora de dar color a cualquier objeto, bien sea de madera, plástico o metal, es importante preparar la superficie. Para no tener que acudir a diferentes productos en función del material que queramos pintar, una solución práctica y económica es adquirir una imprimación multiuso al agua. Este producto nos permitirá preparar cualquier superficie para su posterior pintado

Paso a paso del uso y aplicaciones de la imprimación multiusos:

Paso 1
Si damos directamente el esmalte en una chapa de metal, por ejemplo, y esperamos a que se seque, comprobaremos que el producto no se adhiere bien a la superficie y se forma una película que se desprende con facilidad. Suele ser muy habitual que ocurra lo mismo sobre la madera ya barnizada o pintada.

Paso 2
Para evitar este problema, aplicaremos primero una capa de imprimación, la cual facilitará mucho el agarre de la pintura.

Paso 3
Antes de aplicar el producto, limpiaremos bien la superficie a pintar con un trapo.

Paso 4
A continuación, homogeneizamos el contenido del envase y aplicamos la imprimación con la ayuda de un rodillo de espuma.

Paso 5
En las zonas de difícil acceso, os aconsejamos emplear una brocha o una paletina.

Paso 6
En el caso de que queramos utilizar la pistola de pintar, diluiremos el producto en un 10% de agua, aproximadamente.

Paso 7
Ahora, aplicamos el producto, poco a poco y de manera uniforme por toda la superficie.

Paso 8
Con una imprimación multiuso, podremos preparar y proteger todo tipo de superficies con un solo producto. De esta manera, la pintura se adherirá mejor y conseguiremos un acabado perfecto.

Tags relacionados imprimación multiuso pintura