Restauración

Pulir piragua

Pulir piragua

Autor:

No te pierdas este briconsejo de Bricomanía sobre cómo pulir una piragua para poder disfrutar de ella.

Tras la época estival llega el momento de recoger algunos accesorios que hemos utilizado con el buen tiempo, como esta piragua, que limpiaremos antes de guardar, dejándola preparada para un nuevo uso.

Paso a paso para pulir una piragua

Paso 1
Para quitar las manchas y roces de pintura que tiene el casco de poliéster de la embarcación, evitaremos pasar un estropajo, con el que sólo conseguiríamos dañar aún más la superficie, así que pasaremos un trapo con acetona.

Paso 2
A la hora de pulir la superficie emplearemos la lijadora excéntrica, acoplándole diferentes accesorios de trabajo, como esta esponja pulidora con la que aplicaremos un pulimento líquido, y una caperuza de lana de oveja que nos servirá para abrillantar.

Paso 3
Una vez que hayamos aplicado el pulimento manualmente, acoplamos la esponja pulidora a la lijadora excéntrica, fijándola con el cierre de cardillo.

Paso 4
A continuación, repasamos las zonas con la herramienta, para hacer que el producto penetre correctamente. La combinación de los movimientos de rotación y de oscilación de las lijadoras excéntricas nos facilitará el trabajo, haciéndolo más ágil y rápido.

Paso 5
Después de realizar esta tarea, colocamos la caperuza de lana de oveja y trabajamos por toda la superficie de la piragua hasta conseguir un perfecto abrillantado.

Paso 6
Ya veis lo limpia y lustrosa que ha quedado la embarcación, lista para ser utilizada cuando llegue de nuevo el buen tiempo.