Restauración

Personalizar un felpudo

Personalizar un felpudo

Autor:

En esta ocasión, desde Bricomanía os proponemos un trabajo para personalizar un felpudo. Una idea muy original para darle un toque personal al felpudo de la casa.

Casi todos los felpudos son iguales entre sí. La mayoría están confeccionados con fibra de coco o con sisal. Para dar un toque personal a nuestro felpudo vamos a utilizar la técnica del estarcido.

Lo primero que haremos será, sobre una plantilla de acetato dibujaremos con rotulador permanente el motivo que vamos a estarcir y con unas tijeras vaciamos las superficies que queremos colorear. Después, cuando esté preparada aplicaremos adhesivo a toda la pieza y la colocamos sobre el felpudo presionando ligeramente.

Para pintar el felpudo, utilizaremos esmalte acrílico sin diluir para que sea más resistente a las pisadas. Con una brocha de estarcir, de cerdas muy duras, aplicaremos la pintura. Al contrario que en el estarcido normal, no quitaremos el exceso de pintura de la brocha, sino que aplicaremos todo el producto ya que la fibra de coco tiene bastante profundidad. Para que penetre bien la pintura, presionaremos fuertemente con la brocha.

Una vez pintado el interior marcaremos el borde exterior, evitando impregnar la brocha en exceso.

Para acabar, y una vez terminado el trabajo retiraremos la plantilla de acetato y dejaremos secar el felpudo durante 24 horas. ¡Veréis qué éxito tiene!. De esta manera tan sencilla hemos logrado personalizar un felpudo.