Vinoteca

Los aromas del vino

Los aromas del vino

Las moléculas aromáticas llegan a nuestro cerebro a través del bulbo olfativo, un nervio que actúa como sensor. Según la composición y la cantidad de la molécula, éste ofrece una señal al cerebro que identifica el aroma, lo recuerda.

Hay dos vías para que lleguen las moléculas al bulbo olfativo: la directa, cuando olemos algo, y la retronasal, cuando llevamos un alimento a la boca y, a través de la garganta, llega hasta el bulbo olfativo.

Para ser un buen catador hay que ejercitar el bulbo olfativo y memorizar los aromas. Se puede entrenar el olfato haciendo ejercicios con estuches de aromas, disponibles en vinotecas y tiendas especializadas, o utilizando elementos caseros de distintos olores (un frasco de miel, un poco de canela¿).

De esta forma se puede conseguir una mayor sensibilidad olfativa, sólo hay que practicar.

Tags relacionados los aromas vino yo con vino