Vinoteca

La vendimia: vinos Pedro Ximénez y Tokay

La vendimia: vinos Pedro Ximénez y Tokay

Te descubrimos como se cosecha y produce el Pedro Ximénez elaborado en Montilla-Moriles (Córdoba) y el vino dulce Tokay de Hungría.

PEDRO XIMÉNEZ
D. Origen: Montilla-Moriles (Córdoba)

Para elaborar este vino se recoge la uva y se deja al asoleo en Motriles, a finales de agosto y a principios de septiembre se recoge la uva. En general la vendimia se empieza desde el sur hacia el Norte, en Montilla se empieza a finales de agosto pero en La rioja hay casos que han terminado a principios de noviembre.



La uva se queda al asoleo que consiste en exponer los racimos al sol. Por la intensidad de los rayos el agua de la uva se evapora y se consigue una pasificación del fruto. Se queda con más azúcares, más ácidos y menos cantidad de agua. Una vez que el enólogo ha decidido que ya se ha pasificado la uva se lleva a la prensa para sacar ese mosto. Resulta muy denso por la elevada concentración de azúcar que hace que casi no llegue ni a fermentar, debido a que las levaduras (microorganismos que producen el vino y pasan del azúcar al alcohol) no pueden comerse ese azúcar. De producir sólo producen hasta un grado de alcohol. Lo que se hace es encabezar que consiste en añadir alcohol y después meterlo en la barrica. Hay Pedros Ximénez que pueden aguantar 20-30-40 años en la barrica.

VINO DULCE TOKAY
D. Origen: Hungría

En Tokay dicen que es el vino de los zares. Éstos mandaban a los soldados a los batallones a por el cargamento de uvas, necesitaban una cantidad de vino para abastecer el año. Un año no podían vendimiar porque iban a tener una invasión, la uva se pudrió por un hongo. Recogieron la uva podrida conseguían un vino especial. No lo tienen al sol pero ese hongo lo medio pasifica o lo enferma se consigue un grano de uva con mucha azúcar y con mucha acidez. Hay Tokays de 2 plutonios, 4, 5 y 6 plutonios. Cuanto más plutonios (cesta especial que se le añade al vino base) más concentrado, más dulce, más ácido.