Vinoteca

Infografía sobre cómo cocinar con vino

Infografía sobre cómo cocinar con vino

Autor:

En esta infografía te enseñamos cómo usar el vino para cocinar y elaborar platos deliciosos.

Infografía sobre cómo cocinar con vino

A la hora de cocinar con vino es importante tener en cuenta varios aspectos, como son los distintos ingredientes que vamos a utilizar, así como la forma de prepararlos. Teniendo en cuenta esos detalles podremos sacar el máximo partido a un ingrediente tan versátil como el vino.

El vino se utiliza en la cocina principalmente para aportar sabor a los platos, pero también sirve para ablandar o dar a otros ingredientes una textura más suave y tierna.

La importancia del vino

En principio a la hora de elaborar un plato con vino solo será necesario una pequeña cantidad, un vaso. Es por eso que se pueden utilizar vinos de calidad ya que el uso va a ser limitado. A la hora de seleccionar un vino para cocinar es importante que el vino sea de calidad adecuada, como el resto de los ingredientes que añadiremos a la preparación. Es importante también que el vino no lleve mucho tiempo abierto ya que perderá muchos de los aromas que serán el aporte fundamental del guiso.

Como hemos comentado anteriormente, en preparaciones con vino se utiliza generalmente un vaso de vino, por lo que no hay peligro de tomar alcohol en exceso. Además durante la cocción el alcohol se evapora, por lo que solo quedan los matices del vino y nada del porcentaje alcohólico.

Cada vino para cada comida:

A la hora de seleccionar un vino para cocinar se puede utilizar tanto tinto, blanco, rosado, cavas, dulces... si bien hay productos que maridan mejor que otros con cada tipo de vino.

  • Vinos tintos: se utilizan principalmente con carnes rojas como ternera, en platos de caza, salsas o postres. También se puede utilizar en carnes blancas como pollo o conejo.
  • Vinos blancos: debido a su componente de acidez son muy apreciados a la hora de preparar pescados y mariscos tanto al horno como en cazuela, arroces, carnes blancas, o platos con huevos.
  • Vinos dulces: usados principalmente en postres como compotas, macedonias y helados. En masas para hacer rosquillas.
  • Cavas y espumosos: se usan principalmente en pescados, sorbetes pero también se pueden utilizar en platos de setas por ejemplo.
Cuándo se añade el vino:

Dependiendo del tiempo de cocción y la fuerza del fuego se añade el vino al principio o al final. Para platos de mucho tiempo de preparación como guisos o estofados, el vino se añade al principio de la elaboración. mientras que en platos de rápida preparación como salteados el vino se añade al final para que no pierda todo el aroma y sabor.

Ventajas de usar el vino en la cocina:

El uso de vino en la cocina nos permite seguir una cocina sana, ya que da sabor a los platos sin necesidad de añadir más grasas.

Como hemos comentado antes el alcohol se evapora con la cocción por lo que no hay ningún peligro para los niños o personas mayores. Además el vino, debido a sus propiedades, enriquece los platos con vitaminas y sustancias antioxidantes.

Tags relacionados vino infografía