Karlos Arguiñano en tu cocina

Un postre para personas con el colesterol alto

Este postre es una forma diferente y atractiva de introducir fruta en nuestra dieta. Normalmente comemos poca fruta, siendo el dulce natural por excelencia. La forma más sana de comer fruta es con piel y sin cocinarla, ya que así mantenemos todas sus propiedades.

Este postre dulce es recomendable para personas con colesterol, ya que no contiene grasas saturadas. La única grasa utilizada y en pequeña cantidad es la del aceite de oliva, que ayuda a regular los niveles de colesterol.

La leche condensada completa el valor nutricional de la fruta al aportar proteínas de calidad y minerales como el calcio.

Sin embargo, su alto contenido en azúcar hace que se use en cantidad moderada en las personas con sobrepeso, diabéticos y personas con triglicéridos elevados.

Los dulces deben tomarse después de comer, y no entre horas con el estómago vacío, ya que así no suponen tanto riesgo para mantener nuestro peso o los niveles de azúcar en valores normales.

Además, la leche condensada acompañada de pan puede ser una opción de merienda acompañando al pan para niños y personas que tienen limitadas las grasas en su dieta.

PUBLICIDAD

EL MENÚ DE LA NUTRICIONISTA

Comida:

- Espárragos frescos en ensalada
- Bacalao con patatas panadera y huevo
- Pan
- Frutas gratinadas con leche condensada

Cena:

- Salteado de pasta con menestra
- Pan
- Zumo de fruta natural
- Leche