Karlos Arguiñano en tu cocina

Sopa depurativa y desintoxicante

Esta sopa nos aporta grasas presentes en la fritura e hidratos de carbono en los fideos y en las patatas, por lo que solo le falta las proteínas de calidad que estarán en el pescado del segundo plato.

Las verduras de la sopa tienen un gran efecto depurativo, ayudan a regular el tránsito intestinal y facilitan además todos los procesos digestivos, de manera que es una sopa muy acertada para desintoxicarnos de los excesos de la Nochevieja. El agua de esta sopa es de gran valor para depurar y normalizar todas las funciones del organismo.

Las personas que realmente se encuentran mal después de la última noche del año, harán la sopa sin las frituras, usando el agua como único “aliado” para cocinarlas, junto al tomillo, hierba que mejora los procesos digestivos y que contribuirá a una rápida recuperación.

De segundo comeremos un pescado al papillote para evitar grasas que dificulten el proceso de depuración.

Y de postre optaremos por una rodaja de piña, que también ayuda a hacer las digestiones y es una fruta rica en agua y fibra, ayudándonos a eliminar la retención de líquidos causada por los excesos de fin de año.

Para terminar la comida una infusión de diente de león que nos aporta el agua tan necesaria después de los excesos y que nos ayuda a limpiarnos de las toxinas presentes en nuestro organismo después de la fiesta.

Por lo tanto, lo mejor para recuperarnos de la resaca de fin de año, es tomar mucho agua y poca grasa.

EL MENÚ DE LA NUTRICIONISTA:

Comida:

- Sopa de verduras con toque
- Papillote de salmonetes
- Pan
- Piña
- Infusión de diente de león

Cena:

- Ensalada de cogollos y espárragos blancos
- Pan
- Zumo de frutas natural
- Leche