Karlos Arguiñano en tu cocina

Lentejas y arroz, fuentes de energía que no engordan

En la receta de hoy tenemos una combinación muy interesante, la de las lentejas (legumbres) con el arroz (cereal), de manera que así obtenemos proteínas completas para reponer nuestros tejidos y mantener nuestras defensas.

Las lentejas y el arroz

Las lentejas y el arroz también nos aportan hidratos de carbono, que son los responsables de aportarnos la energía que necesitamos para realizar todas nuestras funciones.

La fibra de las lentejas es muy importante en nuestra dieta, y en especial para los enfermos cardiovasculares por su capacidad para reducir los niveles de colesterol, para los diabéticos porque mantiene los niveles de azúcar más estables y para las personas con problemas en el funcionamiento intestinal. Por lo tanto, la fibra de las lentejas ayuda a regular el colesterol, la diabetes y el estreñimiento.

Tanto las lentejas como el arroz apenas tienen grasas, de manera que no suponen un riesgo para el mantenimiento de nuestro peso, ya que no engordan.

Las lentejas nos aportan vitaminas del grupo B y minerales interesantes, como el zinc o el selenio de efecto antioxidante.

El contenido de vitaminas, minerales y fibra presentes en el arroz dependerá de su grado de refinamiento, siendo más elevada cuanto más integral sea. Esto no ocurre con las legumbres, ya que es un alimento que no se puede refinar y así aprovechamos toda la fibra y todos sus nutrientes.

Salsa

La salsa de hoy enriquece nutricionalmente al plato, aportando vitaminas, antioxidantes y minerales, y nos ayuda a controlar las calorías de la dieta.

Salsa interesante para las personas que están cuidando su peso siguiendo una dieta, ya que nos permite dar sabor a los menús sin necesidad de utilizar mucho aceite.

Reducir las calorías

Recomiendo hacer las hamburguesas a la plancha, evitando así una fritura que no es necesaria para conseguir un delicioso plato.

Aceite de oliva

El aceite de oliva utilizado en la receta de hoy debe estar presente todos los días en nuestra dieta, ya que nos aporta grasas esenciales para mantenernos sanos, además de vitaminas antioxidantes. No obstante, deberemos tener cuidado con la cantidad de manera que se recomienda comer un máximo de tres frituras a la semana para mantenernos sanos.

Las verduras pochadas enriquecen la receta en vitaminas y minerales.

El laurel que añadimos al cocer las lentejas, mejora su digestión,ayudándonos a eliminar los gases, además de favorecer la función del hígado.

De primero comeremos una ensalada de verduras y frutas para incrementar el aporte de vitaminas y minerales, y de postre un flan casero como fuente principal de calcio, hierro y vitamina B12.

EL MENÚ DE LA NUTRICIONISTA

Comida:

Cena: