Karlos Arguiñano en tu cocina

Huevo, uno de los alimentos más completos

Huevo, uno de los alimentos más completos

Autor:

La nutricionista hace un análisis del valor nutritivo de la receta de Revuelto de sangrecilla con mollejas de cordero de Karlos Arguiñano.

Huevos:

En esta receta tenemos un alimento básico en la dieta del niño y de todos en general, el huevo, que nos aporta la mejor de las proteínas, vitaminas, minerales y grasas cardiosaludables.

El huevo es junto a la leche, uno de los alimentos con mayor densidad de nutrientes, estando estos nutrientes perfectamente disponibles para ser aprovechados por el organismo.

2 huevos aportan mas de un cuarto de las necesidades diarias de vitamina A, D, ácido fólico, fósforo y casi la totalidad de vitamina B12.

Para poder beneficiarnos de todas sus ventajas nutricionales, el huevo debe cocinarse hasta que la clara esté coagulada.

Mollejas de cordero:

Deberán ser de consumo ocasional para las personas con colesterol y ácido úrico altos.

Tienen menos grasa que la carne, de manera que si las cocinamos de una manera saludable pueden formar parte de una dieta equilibrada,

Aportan proteínas de calidad y gran cantidad de vitaminas y minerales, sobretodo hierro, de manera que son un alimento recomendado para las personas con anemia.

Sangrecilla:

Nos aporta hierro que se asimila fácilmente, de manera que es un alimento interesante para las personas con anemia.

Es otro alimento desterrado de las dietas adelgazantes sin ninguna justificación, ya que no engorda.

Pan rallado:

Nos aporta azúcares, proteínas y vitaminas.

El tema es que el pan rallado con frecuencia se acompaña de una fritura, aumentando así el aporte de calorías del plato debido a la grasa del aceite.

Debemos recordar que no debemos sobrepasar las 3 o 4 frituras a la semana para mantenernos sanos y prevenir la obesidad.

Guindilla cayena:

Añadir guindilla cayena a nuestras preparaciones culinarias es una manera de enriquecer nuestros platos en vitaminas y sustancias que nos mejoran la digestión y que nos ayudan a estar más sanos.

EL MENÚ DE LA NUTRICIONISTA

De primero comeremos un plato de verduras al papillote cocinadas sin grasas para compensar el exceso de aceite de la fritura y de postre brocheta de frutas y un yogur.

Comida:

Cena: