Karlos Arguiñano en tu cocina

Rabo a la cordobesa, de consumo ocasional

Plato no recomendado para personas con sobrepeso, ya que su valor calórico es alto. Tampoco se recomienda para las personas con digestiones difíciles.

Los cogollos a la cordobesa ayudan a mejorar la digestión de la carne y completan el aporte de fibra, vitaminas y minerales.

De postre comeremos una rodaja de piña y una infusión de boldo.

Pirámide alimentaria:

Pirámide alimentaria

El azafrán tiene un efecto sedante, ayudándonos a conciliar el sueño. Además depura el hígado y mejora las digestiones. Nos aporta antioxidantes y vitaminas, mejora el ánimo, y purifica la sangre. Lo colocaremos en la zona verde de la pirámide junto a las especias y hierbas aromáticas.

El tomate mejora nuestras defensas y nos protege del cáncer. Depura la sangre, nos ayuda a no tener estreñimiento y a evitar la retención de líquidos. Mejora la salud del corazón y las arterias por su riqueza en antioxidantes. También es bueno para la vista. Nos hidrata, ya que su mayor componente es el agua, aportando muy pocas calorías. Lo colocaremos en la base de la pirámide dentro del grupo de las hortalizas.

El uso del vino a la hora de cocinar la carne mejora el valor nutricional de la misma y le da sabor de una manera saludable. 

La carne de rabo tiene menor calidad nutricional que la carne de primera, pero contribuye a variar los menús, haciendo que nuestra dieta más variada y equilibrada. Carne que aporta hierro de fácil asimilación, y que es necesario para que no tengamos anemia y así que nuestros órganos estén en óptimas condiciones para realizar sus funciones. Las pérdidas máximas de nutrientes durante el cocinado se da durante la plancha o la fritura, por eso recomiendo introducir el rabo sin el paso previo en la sartén directamente a la olla, para aumentar el valor nutricional del plato y además evitarnos añadir más calorías a la carne y mejorar su digestión. La incluimos dentro de las carnes en la zona naranja de la pirámide.

Consejo de la Doctora Telleria:

El uso del vino a la hora de cocinar la carne mejora el valor nutricional de la misma y le da sabor de una manera saludable.

EL MENÚ DE LA NUTRICIONISTA

Comida:

Cena: