Karlos Arguiñano en tu cocina

Tosta de jamón, queso y huevo, fuente de energía y proteínas

Tosta de jamón, queso y huevo, fuente de energía y proteínas

Autor:

Información nutricional y pirámide alimentaria de la receta de tosta de jamón, queso y huevo proporcionada por la nutricionista.

Información nutricional de la receta: "Tosta de jamón, queso y huevo"

Plato recomendado en especial para jóvenes y deportistas, ya que aporta energía y proteínas de calidad. Además, este plato puede formar parte de una merienda o desayuno saludables.

Pirámide alimentaria:

A veces la presencia de pan en la dieta es insuficiente por el falso mito de que el pan engorda (hay estudios que demuestran que la presencia diaria de pan ayuda a prevenir la obesidad). En estos casos la dieta estará desequilibrada, ya que el pan debe estar presente en todas las comidas, en la cantidad adecuada, para que estemos perfectamente nutridos, siendo una buena fuente de energía para que realicemos nuestras actividades diarias, además de ser una buena fuente de fibra que nos ayuda a no estar estreñidos.

Añadir queso a nuestros platos es una manera de aumentar la densidad nutricional de los mismos, ya que son una buena fuente de proteínas de alto valor biológico, vitaminas y minerales como el calcio. Sin embargo debemos tener cuidado con la cantidad de grasa que tiene, ya que es una grasa que sube el colesterol, de manera que escogeremos quesos con bajo contenido en grasa. Buena parte de la lactosa se degrada durante la maduración del queso, de manera que los intolerantes a la lactosa tendrán como alternativa de la leche, el queso curado. Es una importante fuente de sal, por lo que lo tendrán en cuenta las personas con tensión arterial alta. Lo incluimos dentro de los derivados de la leche en la zona verde de la pirámide.

La yema tiene la mayor parte de nutrientes del huevo y también aporta más calorías que la clara. En la clara se encuentran las proteínas del huevo. Son proteínas fáciles de digerir y de excelente calidad, necesarias para reparar los tejidos lesionados o dañados y para mantener un correcto metabolismo. El huevo nos protege de las enfermedades cardiovasculares, ya que tiene grasas buenas que nos ayudan a bajar el colesterol. Por la presencia de colina, el huevo nos ayuda a tener buena memoria. La clara debe estar bien hecha para aprovechar así mejor sus nutrientes. El color de la cáscara o el de la yema no afecta nada en la calidad del huevo. Es un alimento recomendado para las personas enfermas por su alto valor nutricional. Lo colocaremos en la zona naranja de la pirámide, siendo un alimento de consumo semanal.

Consejo de la Doctora Telleria:

La yema de huevo tiene más calorías que la clara, pero es el la yema donde se encuentran la mayor parte de nutrientes.

EL MENÚ DE LA NUTRICIONISTA

Comida:

Cena: