Karlos Arguiñano en tu cocina

Zahareña

Zahareña

Autor:

Hoy vengo con una pequeña curiosidad. Os he traído una planta: La Zahareña (Sideritis incana): Es una planta pequeña y difusa, de color ceniciento que aparece de manera dispersa sobre los terrenos carbonatados de estas sierras. Se cría en los matorrales de las zonas medias o altas ya que resiste bien el frío.

Se recolectan las hojas así como las espigas florales. Su composición contiene pineno, cineol, sabineno, felandreno y otros. Se ha usado mucho en medicina popular para las afecciones renales y digestivas.

Esta planta es muy apreciada en el este y sur de España y su empleo se ha extendido en las últimas décadas. Por lo que he leído, se empezó a usar en veterinaria, para curar a los animales heridos y los resultados fueron tan buenos que se su uso se ha extendido entre los campesinos y ganaderos mediterráneos.

Desde luego de emplea para cantidad de remedios. La pregunta que surge inevitable es la de ¿cómo se nos ocurrió incorporar esta planta en nuestro recetario?

La inspiración ¿como siempre sucede- nos pilló trabajando. En el laboratorio estamos en estrecha colaboración con las herboristerías y ellos nos traen las hierbas más interesantes para que nosotros hagamos pruebas.

La zahareña la empleamos en una receta dulce que llamamos TIZONES. En esta preparación lo empleamos de tres maneras distintas.

- Por una parte hacemos un aceite de zahareña, mezclando aceite de oliva y polvo de zahareña.

- Preparamos zahareña dulce mezclando la planta con azúcar. 

- Y por último condimentamos con polvo de zahareña unos hilos de caramelo.

Y ¿qué sabor tiene la zahareña? Esta planta no es como muchas otras hierbas aromáticas, tiene un sabor poco definido. Tiene toques amargos interesantes, que a veces son difíciles de obtener así de forma tan natural.

Nosotros lo estamos empleando -de momento- en una única receta¿ no es un producto tan versátil como otras hierbas.