Carnes

Receta de Brocheta de riñones y peras con arroz blanco

Receta de Brocheta de riñones y peras con arroz blanco

Autor:

Karlos Arguiñano elabora esta deliciosa brocheta donde combina la carne de cordero y la fruta, peras, y con arroz blanco como guarnición.

Ingredientes de la receta de brocheta de riñones y peras con arroz blanco:
  • Para 4 personas:
  • 12 riñones de cordero
  • 2 dientes de ajo
  • 2 peras
  • 1 cebolleta
  • 1 copa de vino de Jerez
  • 200 gr. de arroz jazmín
  • agua
  • vinagre
  • aceite de oliva virgen extra
  • sal
  • pimienta
  • perejil picado
Elaboración de la receta de brocheta de riñones y peras con arroz blanco:

Para limpiar los riñones, retírales las grasitas, la telilla que los cubre y córtalos por la mitad. Retírales las venitas que tienen en la parte central. Ponlos en un recipiente con abundante agua y un chorro de vinagre. Déjalos en esta solución durante 15 minutos. Enjuágalos y sécalos un poco. Reserva.

Lava bien el arroz hasta que el agua salga limpia. Pela, abre los ajos por la mitad y dóralos en una cazuela con un chorrito de aceite. Añade el arroz, rehoga y vierte la misma cantidad de agua. Sazona. Deja cocinar durante 10-12 minutos. Retirar la cazuela del fuego y deja reposar con la tapa, durante 10 minutos. Reserva.

Pela las peras y corta 4 trozos rectangulares de cada una. (Reserva el resto de pera y las peladuras). Ensarta en una brocheta, dos trozos de riñón, un trozo de pera, otros dos trozos de riñón, otro trozo de pera y finalmente otros 2 trozos de riñón. Haz 4 brochetas de esta manera. Salpimienta, úntalas con aceite y cocínalas a la plancha 3 minutos por cada lado. Reserva.

Para la salsa, pica la cebolleta y los restos de pera finamente. Añade las peladuras. Rehoga todo en una cazuelita con un chorro de aceite. Vierte el vino, un chorrito de agua y dale un hervor para que reduzca. Deja cocer durante 10 minutos, tritura y cuela. Pon a punto de sal. Sirve las brochetas, acompaña con el arroz y salsea. Espolvorea con perejil picado.

Consejo:

Las peras están maduras si ceden a la leve presión con el dedo. Al llegar a casa, hay que liberarlas de cualquier bolsa o envoltorio para que puedan respirar y manipularlas con cuidado.

Información nutricional: Plato de fácil digestión y bajo en calorías