Carnes

Receta de Magras con tomate y huevo frito

Receta de Magras con tomate y huevo frito

Autor:

Karlos Arguiñano prepara magras de jamón con salsa de tomate y huevo frito, un plato tradicional de Navarra y Aragón y que en ocasiones se sirve como desayuno.

Ingredientes (4 personas):
  • 1 kg de tomate
  • 9 dientes de ajo
  • 1 cebolleta
  • 1 pimiento verde
  • 8 lonchas gruesas de jamón serrano
  • 200 ml de leche
  • 4 huevos
  • aceite de oliva virgen extra
  • tomillo
  • laurel
  • sal
  • azúcar
  • perejil
Elaboración de la receta de Magras con tomate y huevo frito:

Pela y pica 5 dientes de ajo y dóralos en una cazuela con un chorrito de aceite. Pica la cebolleta y el pimiento verde y añade a la cazuela. Sazona. Cuando esté pochado, retira el pedúnculo de los tomates, trocéalos y agrega. Haz un atadito con tomillo, laurel y perejil y agrégalo. Añade una pizca de sal y la misma cantidad de azúcar y deja cocinar unos 40 minutos a fuego suave. Pasa el tomate por el pasapurés y colócalo en una tartera.

Retira la grasa del jamón y colócalo en un bol. Vierte la leche y déjalo que se empape bien durante 30 minutos. Retira el jamón y sécalo bien. Fríelo brevemente en una sartén con un chorrito de aceite e incorpóralo a la tartera.

Fríe el resto de dientes de ajo enteros y con piel. Añade los huevos y fríelos. Agrega a la tartera, sazónalos y sirve. Decora con perejil.

Información nutricional de la receta:

Es un plato que nos aporta proteínas de calidad, necesarias para el mantenimiento de la masa corporal, la formación de defensas y para que tengamos un correcto metabolismo.

La fritura eleva considerablemente el aporte calórico del plato, de manera que las personas con sobrepeso, harán los huevos a la plancha.

Es un plato que no sube el colesterol debido a la naturaleza de sus grasas.

La ensalada acompañante mejora el aporte de vitaminas, minerales, antioxidantes, fibra y agua.

De postre comeremos una fruta y un yogur.

Pirámide alimentaria:

El huevo es la mejor fuente de proteínas necesarias para el buen mantenimiento de la masa muscular, formar defensas y sustancias que intervienen en numerosas funciones de nuestro organismo. No sube el colesterol y mejora la memoria y la vista. Apenas tiene calorías.

El color rojo del tomate de debe a una sustancia que nos protege del cáncer. El tomate es un alimento que aporta antioxidantes, vitaminas, minerales, fibra y agua para que nuestro organismo esté sano y para que funcione correctamente.

Debemos consumir una barra de pan diaria, formando parte de nuestro desayuno, comida, cena y tentempiés, evitando los snacks, productos de bollería y dulces que han sustituido al pan en nuestra dieta. El pan nos aporta energía para poder realizar nuestras actividades diarias.

EL MENÚ DE LA NUTRICIONISTA

Comida:

Cena: