Pastas y pizzas

Receta de Quiche dulce y salada

Ingredientes
  • - Para la quiche salada:
  • 1/2 lámina de pasta brisa
  • 1 loncha de jamón cocido de 250 g
  • 3 pimientos del piquillo
  • 3 champiñones
  • 1 chalota
  • 100 g de queso rallado semicurado
  • 2 huevos
  • 200 ml de nata
  • 50 ml de leche
  • sal
  • pimienta
  • - Para la quiche dulce:
  • 1/2 lámina de pasta brisa
  • frutas escarchadas (ciruelas, pasas, frambuesas, orejones, cerezas, plátanos, higos, naranjas chinas, kiwis, castañas en almíbar)
  • 2 huevos
  • 1 pizca de azúcar
  • 200 ml de nata
  • 50 ml de leche
Elaboración de la quiche dulce y salada 

Corta 6 círculos de pasta brisa. Forra 6 moldes de aluminio con la pasta brisa pegando bien la pasta en las paredes para dar la forma. Pon tres puñados de garbanzos en cada quiche (para que no suba la masa) y hornéalas a 180ºC, durante 12 minutos. Retira y reserva.

Para hacer la crema salada, corta el jamón en daditos, pica los champiñones y saltea todo en una sartén con un chorrito de aceite. Agrega los pimientos del piquillo y la chalota cortados en juliana. Salpimienta y cocina. Vierte la nata y la leche en un bol, casca los huevos y agrégalos. Remueve con una varilla, cuela, incorpora la mezcla al salteado de verduras y espolvorea con el queso rallado.

Para hacer la crema dulce, vierte la nata y la leche en un bol, casca los huevos y agrégalos. Remueve con una varilla y cuela. Pica las frutas escarchadas (ciruelas, pasas, frambuesas, orejones, cerezas, plátanos, higos, naranjas chinas, kiwis) y añádelas.

Rellena tres quiches con la mezcla salada y las otras tres quiches con la mezcla dulce. Sazona con una pizca de azúcar las quiches dulces y agrega en cada una, una castaña en almíbar. Introduce en el horno (precalentado) a 180ºC, durante 15-20 minutos. Retira del horno, desmolda y coloca las quiches en una fuente amplia. Puedes decorar con la selección de frutas escarchadas y unas bolitas de azúcar plateadas.

Consejo

En cocina, un quiche es un tipo de tarta salada, inicialmente típica de la cocina francesa. Se elabora principalmente con huevos y crema de leche envueltos en una corteza de masa a base de harina que se cocina al horno. La posibilidad de incluir otros alimentos en él permite que haya inumerables recetas con carne, vegetales (apio, pimientos, cebollas, puerros, etc.) y quesos diversos que se añaden a los huevos batidos.