Postres

Cupcakes de terciopelo rojo – Red Velvet cupcakes

Cupcakes de terciopelo rojo – Red Velvet cupcakes

Autor:

Un poco de fantasía roja para San Valentín. El color rojo del bizcocho es lo que los caracteriza. Os propongo estos cupcakes Red Velet con un sabor delicado entre cacao y vainilla, y cubiertos con un glaseado de crema de queso blanco que intensificará su color y sabor. Es la receta que nos presenta para esta ocasión tan especial Amaia Beistegi, autora de la web Thecupcakedesign.com.

La historia del origen del Red Velvet se ha convertido en una pequeña leyenda, aunque existen algunos libros de cocina de prinicipios del siglo XX, como el "The Oxford-University Methodist Church Community Cookbook" de 1910, donde se nombra ya este bizcocho. 

En aquella época se solían poner nombres atractivos a los postres para excitar los paladares, y tenían palabras para designar varios pasteles.
"Velvet" o terciopelo, se les llamaba a los pasteles de miga muy fina, y "Red" se les ponía a los pasteles en los que se usaba "red sugar" (azúcar rojo, o conocido como azúcar moreno), en lugar del azúcar blanco. 

Hoy en día se colorea el bizcocho para que sea rojo, como su propio nombre indica, y como veréis en esta receta.

RECETA 

Ingredientes para 18 cupcakes: 

  • - Para el bizcocho: 
  • 60 g de mantequilla a temperatura ambiente 
  • 150 g de azúcar blanco 
  • 1 huevo 
  • 10 g de cacao en polvo sin azúcar 
  • 1 cucharadita de colorante en pasta rojo (Sugarflair Extra Red)
  • 120 ml de leche 
  • 150 g de harina 
  • 1/2 cucharadita de sal 
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato de soda 
  • 1 1/2 cucharaditas de vinagre blanco 
  • 1/2 cucharadita de extracto de vainilla 
  • - Para el glaseado de crema de queso: 
  • 50 g de mantequilla sin sal, a temperatura ambiente 
  • 300 g de icing sugar (o azúcar glass) 
  • 125 g de queso cremoso tipo Philadelphia, frío 

Elaboración de la masa: 

Para preparar los cupcakes precalentamos el horno a 180º C y colocamos las cápsulas de papel en el molde con los agujeritos para cupcakes. 

Con ayuda de una batidora eléctrica con barillas y a velocidad media, batimos la mantequilla y el azúcar hasta que la mezcla quede cremosa. Añadimos el huevo y seguimos batiendo hasta que esté totalmente integrado. 

En otro cuenco batimos el cacao en polvo, el colorante rojo y el extracto de vainilla. Lo añadimos a la mezcla anterior y batimos hasta que todo esté bien integrado. 

A velocidad baja añadimos poco a poco y alternando la leche y la harina, y batimos bien. Por último incorporamos la sal, el bicarbonato y el vinagre y batimos todo hasta que la masa quede bien uniforme. 

Repartimos la mezcla entre las cápsulas de papel teniendo en cuenta que solo debemos llenar hasta 2/3 de altura. 

Horneamos durante 20-25 minutos o hasta que veamos que los cupcakes se empiezan a dorar. También podemos hacer la prueba pinchando con un palillo en el centro de uno de los cupcakes y si sale limpio es que ya están listos.

Los sacamos del horno y los dejamos enfriar 5 minutos en el molde y luego por completo sobre una rejilla.

Para el glaseado de crema de queso: 

Batimos el Icing Sugar y la mantequilla con una batidora eléctrica con barillas, a velocidad baja, hasta que estén bien mezclados. Añadimos la crema de queso y batimos hasta que quede incorporado,pero sin batir en exceso para que la crema no quede demasiado líquida. 

* Si usamos azúcar glass en vez del Icing Sugar para preparar el glaseado puede que notemos una textura algo granulada. Hay una diferencia enorme comparando con el Icing Sugar que es mucho más fino.

Decoración:

Cuando los cupcakes horneados ya estén completamente fríos los decoramos por encima con la crema de queso.

Colocamos la crema en una manga pastelera con una boquilla ancha.

Presionando, apoyamos la boquilla en el centro del cupcake y dibujamos una espiral hacia afuera.

Lo rematamos con un corazón de fondant. Por último, espolvoreamos unos sprinkles rojos por encima de la crema de queso.

MANUAL DE CORAZONES FONDANT 

Herramientas: 

• Fondant color rojo

• Rodillo de silicona

• Cortador en forma de corazón

• Letras para imprimir 

1_ Cojemos un trozo de fondant (puede ser comprado o lo podemos hacer en casa) y lo teñimos de color rojo con colorante alimenticio (Sugarflair Extra Red). 

2_ Lo amasamos bien con las manos y estiramos la bola de fondant con el rodillo. 

3_ Con la ayuda de un cortador de pastas cortamos varias formas de corazón y las dejamos secar en contacto con el aire 

5_ Antes de que se seque el fondant podemos imprimir un nombre o un mensaje en él...

Autora: Amaia Beistegi "Arquitecta, aficionada a la repostería de diseño, decoración y fotografía, y una apasionada de los pequeños detalles de la vida; esos que hacen que cada día sea especial." Thecupcakedesign.com