Color y pintura

Ideas para combinar un sofá morado o lila

Ideas para combinar un sofá morado o lila

Autor:

¿Tienes un sofá morado o lila y no sabes cómo decorar el salón? No te pierdas estas ideas para combinar un sofá morado o lila.

Hay veces que a la hora de decorar el salón se tiene un sofá que está en buen estado y no se quiere tirar. Es entonces cuando surgen las dudas de cómo combinar el sofá con el resto de la decoración. Por ello, desde Hogarutil.com te ofrecemos diferentes ejemplos de cómo combinar un sofá morado o lila en un salón.

Ideas para combinar un sofá morado o lila

Ideas para combinar un sofá morado o lilaColor morado o lila en la pared
El color morado o lila es un color que se utiliza bastante en la decoración. Por ello, si el color del sofá es una tonalidad un tanto oscura, se puede combinar con un tono mucho más suave en las paredes, logrando que todo el salón esté decorado en tonos lilas. Esta opción requiere de bastante iluminación para que la estancia no quede muy recargada.

Se recomienda que el resto de muebles o complementos sean de un tono suave como el blanco. Tal y como se ve en este ejemplo, la lámpara de pie es blanca y el marco del cuadro que se ha colocado en la pared también. Además, al colocar una cenefa blanca a media altura en la pared, se le da más aire a la estancia y queda mucho más acogedora.

Ideas para combinar un sofá morado o lilaPapel pintado en la pared del sofá
Si se quiere una decoración atrevida, otra opción muy decorativa es utilizar papel pintado en la pared en la que está ubicado el sofá. Una opción es empapelar la pared con papel que tenga el color morado en una tonalidad más suave. Tal y como se ve en este ejemplo, se ha empapelado la pared con papel pintado con líneas horizontales en morado suave y blanco.

Además, también se pueden incorporar elementos como un espejo, pero quedará más atractiva la pared si no se tapa demasiado el papel pintado. El resto de pares pueden ir pintadas en blanco o en la misma tonalidad de morado suave que la del papel pintado.

Ideas para combinar un sofá morado o lilaCojines para decorar un sofá morado o lila
Si no se quiere arriesgar demasiado, y no se quiere utilizar mucho el color morado o lila en la decoración, otra opción es darle más fuerza al sofá con unos coloridos cojines de diferentes estampados. Así, se logra darle mucha más fuerza y protagonismo al sofá.

En este caso, lo mejor es optar por unas paredes lisas de color claro que ayudarán a darle el protagonismo al sofá. Si se coloca una alfombra morada frente al sofá también ayudará a atraer todas las miradas hacia esa zona. En cuanto a los muebles, si la estancia no es muy oscura, se podrán colocar de color negro que ayudarán a darle un toque elegante al salón.

Ideas para combinar un sofá morado o lilaCombinar el morado con el color gris
Una buena opción para combinar el color morado del sofá es utilizar el color gris. Habría que utilizar una tonalidad suave para que no quede demasiado oscura la estancia. Otros colores posibles para decorar el salón con el sofá de color morado o lila son el color blanco y algunos toques del color negro.

En este ejemplo de decoración, como se ha utilizado un color gris claro para decorar la pared, se ha utilizado una lámpara de la misma tonalidad del sofá. Si el color morado o lila del sofá no es demasiado oscuro es una opción muy decorativa que queda muy bien. En el caso de es una tonalidad más oscura, cabe la posibilidad de que el conjunto de sofá y lámpara quede demasiado oscuro el conjunto.

Ideas para combinar un sofá morado o lilaDecoración atrevida con un sofá morado o lila
Si se quiere arriesgar un poco y crear una decoración un tanto atrevida y llamativa, se pueden utilizar colores vivos y alegres para combinar el sofá. Lo importante está en buscar el equilibrio entre la tonalidad del morado o lila del sofá y los nuevos colores que se van a utilizar.

En este ejemplo, se ha optado por colocar unos cojines de color amarillo con algún tono verde que le dan un aspecto mucho más moderno y alegre al sofá. En estos casos es importante que el resto de los elementos no sean muy llamativos ya que se corre el peligro de que la estancia quede demasiado atrevida. Lo mejor es optar por algún complemento más de ese estilo como un cuadro en la pared.