Seguridad

Cuidado con los juguetes

Cuidado con los juguetes

Autor:

Si tienes niños de diferentes edades en casa, guarda sus respectivos juguetes en cajas separadas. En particular, mantén los juguetes que tengan piezas pequeñas fuera del alcance de los niños más pequeños. Todos los juguetes deben estar homologados con la marca CE.

Algunos consejos

- Comprueba los juguetes con frecuencia y tira los que estén rotos.
- No mezcles pilas nuevas y usadas. Cámbialas todas al mismo tiempo. De lo contrario, las pilas nuevas recalentarían las usadas.
- Guarda los juguetes en una caja, pues pueden provocar accidentes o lesiones si están en el suelo.

Elegir los juguetes

- Compra los juguetes apropiados para la edad del niño en un establecimiento de confianza.
- No des a tu hijo ningún juego que contenga bordes afilados o que esté hecho de plástico rígido fino.
- Proporciónale pinturas y colores no tóxicos.
- No compres juguetes de segunda mano; pueden estar rotos o reparados con pinturas que contienen plomo.
- Evita los juguetes novedosos que no estén diseñados para los niños pequeños: lee las advertencias en la caja.

Bebés y niños pequeños

- Comprueba que los ojos, las narices, las orejas o los cascabeles de los peluches y las muñecas están bien asegurados. Elimina los lazos.
- Ata los juguetes de cuna con cintas muy cortas y retíralos de la cuna en cuanto el bebé se pueda sentar.
- Elimina los centros de actividades o los juguetes voluminosos de la cuna en cuanto el bebé pueda ponerse de pie, pues son una superficie de apoyo para saltar de la cuna.
- No dejes que el bebé mastique o chupe los peluches; el pelo representa un gran peligro.
- Nunca dejes que un niño pequeño juegue con un juguete no recomendado para su edad; puede contener piezas pequeñas que podrían provocarle asfixia.
- No dejes a un bebé o a un niño pequeño jugar solo en su habitación.