Plantas

Nolina, descripción y cuidados para su cultivo

Nolina, descripción y cuidados para su cultivo

Autor:

La nolina, al igual que la pata de elefante, es originaria del desierto mexicano, donde crece creando ejemplares que superal el metro y medio de altura.

Origen: México, zonas desérticas

Luz: muy luminoso, algo de sol directo

Temperatura ideal: 16-21 ºC

Temperatura mínima: 3-6 ºC

Riego: pc. moderado; od. dejar secar capa superficial entre riegos

Fertilización: pc. cada mes; pd. cada 3 meses.

Descripción de la nolina

La base del tallo también actúa como reserva de agua, engrosándose y adquiriendo una forma esférica propia de la nolina. De su tallo esférico salen sus elegantes, finas y largas hojas que tienden a arquearse dándole a la planta un aspecto de palmerita muy original y decorativa. Se suelen vender en tamaños pequeños, individualmente o agrupando tres pequeños individuos en un mismo tiesto.

Su pequeño tamaño la convierte en una espléndida planta escultural para ser colocada sobre una mesita de salón o en el rincón que más nos apetezca. Es fácil de cultivar y es la única planta de interior que nos ofrece un tronco casi esférico, un complemento de indiscutible potencia.

Cuidados de la nolina

El origen desértico de la nolina delata los cuidados que va a requerir para crecer contenta. Por un lado, mucha luz, incluso llegando a soportar puntualmente el sol directo a través de la ventana. En condiciones de luz moderada también sobrevive, aunque se ralentice su desarrollo. Por otro lado, hay que regarla moderadamente dejando secar parcialmente el sustrato entre riego y riego. Tolera condiciones de sequedad ambiental, por lo que no exige ser pulverizada con agua.

Consejos para el cultivo de la nolina

La nolina es una planta perfecta para colocarla sobre una mesa de salón. Sus largas y arqueadas hojas ocupan bastante espacio y demandan un lugar despejado para lucir todo su potencial escultural. No exige ser trasplantada a un tiesto grande y, al igual que con la drácena, para su trasplante optaremos por un tiesto de barro ancho y bajo ligeramente mayor en tamaño original.