Herramientas y accesorios

Hotel o hábitat para insectos beneficiosos

Hotel o hábitat para insectos beneficiosos

Autor:

En esta ocasión veremos cómo hacer un hotel o hábitat para insectos beneficiosos; un elemento sencillo con el que controlaremos las plagas de nuestro huerto o jardín.

En este briconsejo de jardinería vamos a ver cómo se hace un hotel o hábitat para los insectos beneficiosos. Los insectos beneficiosos son aquellos que se alimentan de las plagas habituales que solemos tener en el jardín y en el huerto. De esta manera, lograremos acabar de manera natural con las plagas de las cochinillas, pulgón, mosca blanca, etc.

Entre los insectos beneficiosos podemos encontrar los siguientes: avispas, mariquitas, abejas, escarabajos, arañas, lombrices, etc.

Materiales para hacer un hotel o hábitat para insectos beneficiosos

Por lo general, a la hora de hacer un hotel para insectos se utilizan materiales orgánicos que podremos encontrar en la naturaleza: ramas, cañas, troncos, corteza, turba, etc. También se puede utilizar ladrillos porosos o terracotas. Para la cubierta, es importante que sean impermeabilizantes, ya que así lograremos que dure más el hotel o hábitat para insectos beneficiosos. Lo más importante es que todo lo que utilicemos esté libre de tener ningún tipo de producto químico.

En nuestro caso utilizaremos como base una caja de madera. Será la típica caja utilizada para guardar el vino. Después, para el interior, utilizaremos cañas de bambú, cortezas de madera y trozos de troncos con pequeños agujeros.

Dónde colocar el hotel o hábitat para insectos beneficiosos

La zona adecuada para colocar este tipo de hoteles para insectos debe ser una zona soleada y bien protegida de las inclemencias climáticas. De esta manera, lograremos que los insectos puedan reproducirse adecuadamente gracias al calor del sol y evitando el viento o las lluvias.

Además, es muy importante que el hotel para insectos esté ubicado cerca de la zona dónde tenemos las plantas o el huerto. También es importante que cerca de esta zona se encuentren hierbas o arbustos y del agua para que los insectos puedan alimentarse sin tener que moverse mucho.