Herramientas y accesorios

Riego por goteo para la huerta

Riego por goteo para la huerta

Autor:

A continuación veremos cómo instalar un riego por goteo para la huerta. No te pierdas esta manera práctica para mantener tu huerto en perfecto estado.

En la sección de jardinería de Bricomanía de hoy, vamos a realizar una instalación de un sistema de riego por goteo para regar la huerta. Veámoslo de manera más detallada:

Tenemos por un lado el tubo de distribución de agua, que tiene además un regulador de presión. Este regulador de presión es un elemento importante puesto que antes de que llegue el agua a todo el sistema de goteo, es fundamental que se reduzca la presión del agua y sea una presión óptima. Por ello, para reducir la presión del agua se utiliza este tipo de reductores. También es importante fijarse en la dirección que indica la flecha que tiene para mantener ea dirección del agua.

Una vez hayamos asegurado que la presión del agua se ha reducido o se va a reducir, se puede colocar un dosificador de abono. Gracias a este otro elemento se puede incorporar abono líquido a toda la huerta. En este caso será abono para hortalizas, pero en el caso de utilizar un sistema de riego por goteo para las plantas, el abono incorporado podrá ser específico para plantas. De esta manera, nos aseguraremos que la dosis del abono líquido es la adecuada y que todas las hortalizas estarán bien abonadas.

Una vez llegados a este punto, lo siguiente será colocar o insertar diferente tubos de riego de goteo en forma de T para que el riego llegue a cada hortaliza. Estos tubos de goteo llevarán unos aspersores incluidos. Para colocar estos tubos de riego, deberemos hacer unos cortes en ciertas zonas, colocar unos distribuidores de agua en forma de T y a estos sumarles los tubos de goteo. Después a esos tubos se les puede realizar cortes para incorporarles los goteros.

De esta manera tan sencilla podremos mantener la huerta y además consumiremos menos agua haciendo un uso razonable de la misma.