Jardín

Instalar un drenaje en el jardín

Instalar un drenaje en el jardín

Autor:

A continuación veremos de forma detallada cómo instalar un drenaje en el jardín y así evitar encharcamientos.

Si observamos que tenemos problemas encharcamiento en el jardín, significará que no ha drenado de forma natural y que requiere una instalación de un sistema de drenaje.

El sistema de drenaje consiste básicamente en colocar un tubo de drenaje para que el agua se evacue. Este tubo no es totalmente opaco y tiene pequeños agujeros para que de esta manera pueda entrar el agua y así transportar el agua sobrante del jardín.

En nuestro caso la instalación del drenaje consistirá en hacer zanjas en forma de espina de pescado. Es decir, habrá una zanja en la parte más baja del jardín y en zonas más altas habrá varias zanjas que finalizarán en esta primera. De esta manera logramos que el agua de diferentes zonas del jardín se vaya moviendo a la zona o zanja principal (la que está en la zona más baja), y gracias al tubo de drenaje expulsaremos el agua fuera.

A la hora de instalar el tubo de drenaje es importante que esté un poco inclinado para que así el agua se mueva y no se quede estancada. Esta pendiente o inclinación deberá ser de aproximadamente el 2 %.

Instalar un drenaje en el jardínUna vez hayamos decidido dónde va el tubo de drenaje, deberemos cubrirlo con tres capas de grava. Esta grava irá de la más gruesa a la más fina (del interior al exterior).

Así al estar la grava más gruesa junto al tubo facilitaremos el paso del agua, y como en pasos anteriores habrá grava más fina evitaremos que entren al tubo otras materias o partículas. La última capa, la anterior a la tierra del jardín, puede ser de arena puesto que la arena no deja pasar partículas del
jardín.

Colocando e instalando este tipo de drenajes en el jardín evitaremos encharcamientos y lograremos evacuar el agua de lluvia sin ningún problema.

Tags relacionados jardín drenaje encharcamiento