Plantas

Plantas altas de color blanco para el jardín

Plantas altas de color blanco para el jardín

Autor:

Os presentamos unas plantas estructurales para decorar un jardín en tonos blancos. A continuación las veremos de manera más detallada.

A la hora de diseñar un jardín deberemos tener en cuenta que las plantas más altas puedes estar en el fondo o pueden estar en el centro a modo de planta principal y estructural. En esta ocasión, tenemos un jardín decorado con varias plantas altas en color blanco, que le aportan un toque de luminosidad al jardín. A continuación, las vemos de manera más detallada.

La primera planta que analizamos es el cardo. Esta planta es bianual, es decir, el primer año hace solamente mata y el segundo tiene tallo floral. Lo más llamativo del cardo son los pequeños pelos blancos y plateados que tiene y el aspecto parecido que tiene a la alcachofa. Se caracteriza por coger una gran envergadura y es una planta que queda muy bien en un jardín decorado en tonos blancos.

Por otro lado, también encontramos una gramínea. En concreto es una Phalaris Arundinacea Picta. Esta planta necesita que la mata sea cortada cada 4 años para que después crezca de nuevo. Las hojas son muy luminosas y tienen estrías verdes y bandas blancas. Es una gramínea que se expande bastante y suele llegar a alcanzar una buena altura.

Otra gramínea que queda muy bien en un jardín en tonos blancos es la Arundu Donax Variegata. Esta planta puede alcanzar los 3-4 metros de altura y tiene un color blanco muy llamativo. Comúnmente es conocida como la caña, pero al ser una variedad blanquecina, aporta una luminosidad extra al jardín.

Por último, os presentamos la Achillea Millefolium o Milenrama. Se trata de una planta vivaz que tienen unas flores muy finas y elegantes en color blanco. Esta planta, combinada con plantas en color verde, o plantas en color grisáceo como el cardo, logran darle un aporte estético muy decorativo al jardín.

Tags relacionados jardín plantas de exterior