Arte floral

Composición con Mimosa

Composición con Mimosa

Autor:

Actualmente podemos disfrutar de este árbol en nuestro hogar sin necesidad de poseer un jardín, ya que han surgido numerosas variedades de mimosas y algunas de ellas se pueden cultivar en contenedores.

A la hora de tener un mimosa es importante que la colocaremos siempre decorando las zonas más soleadas de la terraza, ya que le encanta el sol.

Esta planta vigorosa de porte medio comienza a florecer a finales de enero, y sus flores en forma de pequeñas bolas lo inundan todo con su olor dulzón y con su color: el color amarillo del invierno.

Entre las curiosidades de este árbol, encontramos que en algunas zonas de Portugal se ha llegado a prohibir la plantación de mimosas porque, al tratarse de un árbol tan vigoroso, ha invadido parajes enteros.

  • Herramientas
  • Mimosa
  • Prímulas blancas y amarillas
  • Pensamientos amarillos
  • Hiedra
  • Materiales
  • Maceta de resina de gran tamaño
  • Sustrato universal de calidad
Paso a paso para realizar una composición floral con mimosas

Paso 1
Llenamos el contenedor con sustrato universal; si hemos elegido un sustrato en formato compacto tendremos que ahuecarlo con las manos para que adquiera todo su volumen .

Paso 2
Aunque la mimosa es un árbol, la variedad que podemos plantar en nuestra casa no tienen un tronco muy firme, por lo tanto, le daremos más estabilidad si hacemos un agujero hondo en la tierra para plantarla.

Paso 3
Al haber dejado las raíces de la mimosa en la parte baja de la maceta disponemos de más superficie para plantar alrededor de ella otras flores y plantas de invierno. Comenzamos con pensamientos de color amarillo.

Paso 4
Completamos esta composición con las prímulas. Y para mantener la línea cromática escogemos las variedades de color amarillo y blanco. Aprovechamos que tenemos una maceta de gran tamaño para añadir una hiedra de porte colgante.