Plantación y trasplantes

Cómo plantar una pata de elefante o beaucarnea

Cómo plantar una pata de elefante o beaucarnea

Autor:

Vamos a ver cómo plantar y cuidar la beaucarnea o pata de elefante, una planta de interior originaria de México y que tiene un tronco muy decorativo.

La pata de elefante o beaucarnea es una planta de tronco muy decorativo que proviene del desierto mexicano. Tienen un tallo que se engrosa y se convierte en una auténtica reserva de agua. Por ello, para mantener en buenas condiciones estas plantas se recomienda regarlas poco. Si la planta está excesivamente húmeda puede favorecer la aparición de mugo y dañar el interior de la planta, algo que no sería para nada bueno y deberíamos evitar.

Plantar la pata de elefante

Lo primero que tenemos que tener en cuenta a la hora de trasplantar en nuestra casa la pata de elefante es la maceta. Opta siempre por macetones anchos, pero poco profundos. En el interior de la maceta añadiremos un sustrato de buena calidad que, si viene compacto, tendremos que ahuecar antes de trasplantar nuestra beaucarnea.

Abonar bien la pata de elefante también es muy importante. Por ello, antes de introducir la planta añadiremos al sustrato un abono de dos acciones: por un lado, una acción inmediata y por otro, otra que sea de asimilación prolongada que durará unos seis meses. A partir de los seis meses le añadiremos un poquito de fertilizante líquido en el agua de riego.

Como es una planta muy pesada, en algunos de sus tamaños, y es ideal girar la planta de vez en cuando para que crezca con la misma vigorosidad por todas partes, recomendamos utilizar una base con ruedas giratorias que facilite esta acción.