Poda

Cuándo podar la gramíneas y vivaces

Cuándo podar la gramíneas y vivaces

Autor:

A continuación te detallamos cuándo es el mejor momento para podar las gramíneas y vivaces. ¡No te lo pierdas!

Cuando llega el invierno, las plantas vivaces, por lo general, secan completamente el tallo responsable de la floración. Sin embargo, las vivaces que florecen a principios de primavera, para el verano ya han secado el tallo floral.

La poda de las vivaces consiste en eliminar los tallos florales secos y marchitos, respetando la mata de hojas que queda en la base de la planta. Por tanto, realizaremos la poda cuando veamos que el tallo floral ya se ha secado del todo y carece de interés estético.

Cabe reseñar que muchos tallos secos de plantas vivaces resultan decorativos en el jardín. Se trata de combinar y potenciar cualquier recurso estético, y los tallos secos lo pueden ser, por lo que en este caso eliminaremos los tallos secos a finales de invierno dejando la planta preparada y limpia para el arranque primaveral.

Algunas especies de gramíneas en otoño secan el folla, quedando éste aspecto y color pajizo. Otras gramíneas, sin embargo, no secan el follaje y permanecen verdes a lo largo del año. Estas últimas no requieren ningún tipo de poda, pero, sin embargo, debemos podar anualmente las gramíneas que secan completamente el folla, siendo el momento más apropiado a finales de febrero (es decir, a mediados de invierno).

El follaje seco permanecerá durante todo el invierno, aportando una estética concreta y singular, y antes de la brotación primaveral de las nuevas hojas habrá que podar las gramíneas, es decir, a finales de febrero y principios de marzo (Hemisferio Norte).

Tags relacionados plantas vivaces gramíneas poda