Razas

Bombay

Bombay

Autor:

El gato bombay es una raza muy especial por su piel oscura y mirada única, originaria de Estados Unidos. ¡Aprende más sobre él!

Grupo: Categoría III (Gatos Pelo Corto)
Origen: Estados Unidos
Tamaño: Mediano

Historia del Bombay

El origen de esta raza de gato se encuentra en Estados Unidos. El gato Bombay surgió en 1958 del cruce entre un American Shorthair negro y una gata Burmés marrón. La criadora norteamericana Nikki Horner lo bautizó con este nombre por su parecido físico con la pantera negra de la India.

Hasta 1976 no será reconocido oficialmente por la CFA y hasta 1979 por la TICA. La fama que adquirió en América por su original aspecto se extendió después a otros continentes. Sin embargo, se trata de una raza moderna y exclusiva, no habrá más de cien ejemplares en todo el mundo.

Rasgos físicos del Bombay

Su piel oscura y su mirada única lo convierten en un gato llamativo de aspecto sinuoso y elegante. Destaca por sus grandes ojos redondos cobrizos o dorados y por su brillante pelo de color negro azabache, corto, muy fino y suave, adherido al cuerpo. Su pelaje no admite otro color, ni manchas ni rizos.

De tamaño mediano, la hembra suele medir de 30 a 40 cm y el macho de 40 a 50 cm. Tiene un cuerpo fuerte, sólido y musculoso, pudiendo llegar a pesar entre 2 y 5 kg. Se caracteriza por tener la cabeza redondeada, la nariz muy corta y las orejas anchas en la base y pulidas en la punta. Tiene las patas proporcionadas, los pies pequeños y la cola recta y gruesa, de longitud mediana.

Comportamiento del Bombay

El gato Bombay tiene mucha personalidad, es curioso y seguro de sí mismo. Tiene un carácter alegre y juguetón aunque tampoco es muy activo, de hecho, muchos le llaman "perezoso". Es sociable y pacífico, curiosamente es capaz de llevarse mejor con un perro que con otro gato. Con el amo es muy mimoso y fiel pudiendo llegar a ser algo posesivo. No le gusta nada la soledad y adora cuidar el hogar.

Esta raza se distingue por ser ágil y buena cazadora. Destaca por su inteligencia y capacidad de adaptación a los cambios y a los espacios reducidos. Aprende con facilidad, se le puede enseñar a traer cosas e incluso a andar con correa.

Cuidados del Bombay

Como mascota no requiere grandes cuidados. Para mantener el brillo de su bonito pelaje negro es suficiente con bañarlo una vez al año y cepillarlo cada quince días. Respecto a la alimentación, hay que controlar un poco su dieta para evitar que engorden ya que son bastante glotones. Si le cuidas bien, este precioso gato puede llegar a vivir entre 15 y 16 años.