Reptiles y anfibios

Serpientes para tener en casa

Serpientes para tener en casa

Autor:

Las serpientes no suelen ser muy frecuentes entre las mascotas, pero así todo también tienen muchos adeptos.

Dentro de toda la variedad de las serpientes, hay algunas que se pueden tener perfectamente en casa. Entre ellas tenemos las pitones, que a pesar de haber diferentes tipos, hay algunas que se pueden tener como mascota en casa.

Entre estas pitones encontramos la pitón de la India o pitón de roca India (Python molurus). Este reptil es original de Asia, de la zona de Tailandia, de la zona de Vietnam, del sur de la India y China y es muy dócil y fácil de tener. El único inconveniente es su tamaño, que puede llegar a medir unos 5 metros y medio, de modo que podría suponer un problema de manejo y sitio.

Cuando son pequeñas, se pueden tener en un terrario con una fuente de calor para controlar la temperatura, ya que deberá estar entre 20 y 28 grados. También hay que tener en cuenta que las escamas estén siempre lisas y brillantes. Además se recomienda acostumbrarlas desde pequeñas a las manos.

Otra pitón que ya exige un poco más de cuidados y experiencia es la pitón real o pitón bola (Python regius). Es más movida que la anterior pero en cuanto al tamaño no suelen pasar de 1,80 metros. De modo que en este caso sería más apropiada para tenerla en casa en cuanto al tamaño.

Otra opción es la falsa coral, una serpiente muy vistosa por sus colores y que es muy complicada distinguirla de la coral auténtica (muy venenosa). Son serpientes del continente americano y son muy movidas.

Una de las características de las serpientes es su alimentación: no se les puede obligar o formar a comer. Normalmente comen alimento vivo, les suele gustar cazar. Además en cuanto a la cantidad de comida, es mejor que se les de de menos que exceso de ella, ya que si una de las serpientes tiene sobrepeso le puede causar grandes problemas. En épocas de mayor temperatura como verano, suelen estar más activas, por lo que habrá que darles más de comer.

En cuanto a su higiene, también se recomienda bañarlas de vez en cuando, pero habrá que tener cuidado con su temperatura ya que son muy sensibles a ella.

Tags relacionados serpientes pitón