Roedores

Cobaya

Cobaya

Autor:

Característas, compartamiento y cuidados de las cobayas. ¡Aprende más sobre cómo cuidar a estos simpáticos roedores!

Mascota: Roedor
Familia: Cávidos (Caviidae)
Grupo: Roedores (Rodentia)
Origen: América del Sur

La cobaya (Cavia Porcelus), es un roedor de la familia de los cávidos que proviene de los Andes peruano-bolivianos. Allí se denomina cuy, al igual que en otros países de América del sur como Colombia, Ecuador o Chile, donde es un animal muy común. El término cobaya y conejillo de Indias se utiliza principalmente en España y Argentina.

En la Europa de la Edad Media se consideraba a este animal una mascota típica de las clases altas, mientras que en Sudamérica se utilizaba principalmente como alimento.

Rasgos físicos de la cobaya:

Este roedor forma parte de la familia de los cavíidos o cávidos, que se caracterizan por tener la cabeza rectangular y grande; una cola sumamente pequeña; 4 dedos en las extremidades anteriores y 3 en las posteriores. La cobaya, mantiene estas características. La cabeza y el cuello forman una sola unidad con el cuerpo. Éste es alargado, de unos 20-25 cm., y su peso ronda el kilo, siendo la hembra algo más pequeña que el macho.

Pueden distinguirse varias razas de cobaya doméstica según la forma y longitud del pelaje. Las más comunes son:

  • La inglesa o americana, la más extendida. Tiene el pelo corto, liso y recto. Puede ser blanca, negra, marrón¿ o una combinación de varios colores.
  • La abisinia, con el pelo áspero, formando remolinos por todo el cuerpo.
  • La peruana o de angora, con un largo y suave pelaje.

Comportamiento de la cobaya:

Es un animal gregario. En la naturaleza vive en colonias de 5 a 10 individuos y, por lo tanto, será más feliz si convive con otras cobayas, dado su carácter sociable. No obstante, es también muy territorial, por lo que hay que tener cuidado a la hora de buscarle un compañero.

Aunque en el entorno salvaje son activos día y noche, en el ámbito doméstico se acostumbran al horario del dueño, y mantienen una vida principalmente diurna.

Son muy afectuosos y necesitan mucha atención por parte de los dueños. Es muy dócil y amigable con los humanos, con buena capacidad de aprendizaje. Puede aprender órdenes sencillas con un poco de entrenamiento. Sus ruiditos son una forma de expresión con diferentes significados: necesidad de atención, hambre, miedo, enfado....

Es una mascota adecuada para niños a partir de 10 años, ya que requiere bastantes cuidados y responsabilidad.

Alimentación de la cobaya:

La cobaya es herbívora. El heno es muy importante en su dieta, ya que le aportará hidratos de carbono y sobre todo fibra, una sustancia indispensable para ellos. La Vitamina C también es esencial para este roedor, ya que su organismo no la sintetiza, y debe adquirirla a través de la verdura y la fruta fresca, que además le aportará mucho líquido. También puede alimentarse de pienso especial para cobayas y tener siempre en su jaula una piedra de calcio y minerales.

Hay que evitar algunos alimentos como el repollo, el perejil, la leche o la cebolla, y tener en cuenta que la comida fresca debe estar a temperatura ambiente. El agua debe estar fresca y limpia en todo momento.

Como muchos otros roedores, el cuy realiza la cecotrofia, se come sus propias heces para digerirlas dos veces y aprovechar los nutrientes.

Mantenimiento y cuidados:

La jaula debe ser muy espaciosa para que la cobaya pueda moverse con libertad. Lo mejor es dejar que corretee por la habitación al menos dos horas al día para que se ejercite correctamente. Debe contar con una especie de caseta donde pueda retirarse a dormir y uno o varios recipientes de barro para la comida, que sean pesados para que no pueda volcarlos. Tanto los comederos como los bebederos hay que limpiarlos diariamente. La jaula necesita una limpieza semanal y una desinfección mensual.

Es importante vigilar bien las uñas, sobre todo si no las desgasta adecuadamente, ya que le crecen deprisa. Lo mismo ocurre con sus dientes incisivos, que mantendrá sanos royendo la piedra de calcio que hay que colocar en su jaula.

Salud:

Las enfermedades más comunes del cuy son: la infección con parásitos externos como piojos, pulgas, garrapatas o sarna; la neumonía, causada por el frío y las corrientes de aire, y el escorbuto (falta de vitamina C).

Normalmente viven de 4 a 8 años, aunque pueden llegar hasta los 10 años en algunas ocasiones.

Galería de fotos y datos sobre las cobayas: