Remedios naturales

Áloe Vera, planta medicinal refrescante y cicatrizante

Áloe Vera, planta medicinal refrescante y cicatrizante

Autor:

El áloe vera es una planta medicinal refrescante y cicatrizante, originaria del África tropical, donde se ha utilizado como antídoto del veneno en heridas de lanzas emponzoñadas.  

El áloe vera llego a Europa en la antigüedad y era bien conocido por griegos y romanos para curar heridas. Su savia es refrescante y cicatrizante y hace siglos que se usa para tratar quemaduras, inflamaciones y llagas, y la hoja entera es purgante. Su utilización por vía interna está prohibida en algunos países.  

  • Partes utilizadas: Hojas y gel
  • Componentes principales: Glucosódicos de antraquinonas, resinas, polisacáridos, esteroles, saponinas y cromonas. 
  • Acciones: purgante, coláloga, cicatrizante, tónico, demulcente, antibacteriana, fungicida, estíptica, sedante y antihelmíntica. 
Características de la Áloe Vera:

Sus hojas son gruesas, espinosas y de un verde grisáceo. El gel que contienen las hojas es antibacteriano y actúa especialmente sobre el estafilococo dorado y sobre varias especies de estreptococos.

Cómo utilizarla
  • Gel fresco. Abrir la hoja por la mitad y utilizar el gel directamente o rasparlo con un cuchillo de punta roma. Aplicar directamente a quemaduras (incluidas las solares), piel seca, heridas, infecciones por hongos, rozaduras de los pañales, herpes, tiña, picaduras de insecto, erupciones alérgicas, eccemas o cualquier picor cutáneo. 
  • Tintura. Utilizar la pulpa de toda la hoja. Tomar 5 ml 3 veces al día para el estreñimiento o de 0.5-3 ml (10-60 gotas) 3 veces al día para abrir el apetito o estimular la secreción de bilis en las digestiones pesadas. 
  • Cápsulas. Se comercializan cápsulas de hoja pulverizada. Utilizar una dosis de 100 - 500 mg para el estreñimiento. 
  • Loción capilar. Combinar 10 ml de gel con 120 ml de infusión de manzanilla estándar y utilizar como acondicionador. 

Para utilizarla recoge el gel y las hojas  cuando las necesites durante cualquier época del año.

Si quieres cultivarla en casa...

No te pierdas los cuidados del áloe vera en nuestra sección de jardinería y aprende a reproducirla en casa

Prefiere los suelos arenosos y bien drenados a pleno sol. Se puede reproducir mediante esquejes de la planta mayor y plantándolos o mediante semillas en primavera o verano. Es muy sensible a las heladas.

Es habitual que crezca silvestre en zonas tropicales. Es fácil confundirla con especies similares.

Advertencia: No tome áloe vera por vía oral durante el embarazo.