Cuerpo

Sal exfoliante corporal de lavanda

Sal exfoliante corporal de lavanda

Elabora tu propia exfoliante natural de lavanda para suavizar la piel del cuerpo.

El más sencillo de los exfoliantes combina sal y aceite en una pasta de uso inmediato. Ajustando la textura y la cantidad de sal, puede hacerse la crema a tu medida.

El añadido de hierbas en polvo y aceites esenciales le proporcionan una fragancia que apaciguará su estado de ánimo. Este exfoliante contiene lavanda, que es refrescante y relajante.

Ingredientes
Elaboración
  • Utiliza un mortero para moler la sal si deseas un exfoliante aún más fino.
  • Desmenuza las flores de lavanda en el mortero.
  • Mezcla todos los ingredientes en una pasta y utilízala inmediatamente.