Herramientas de bricolaje

Estufas de parafina

Una forma de tener calor en casa es utilizar estufas de parafina. Existen diferentes modelos que os mostraremos en el siguiente briconsejo.

Autor: Bricomanía

Las estufas de parafina resultan muy prácticas ya que proporcionan calor de forma rápida y económica, y requieren un mantenimiento mínimo. En el mercado encontraremos una amplia gama de modelos de estufas de parafina de peso reducido, atractivo diseño y fácil manejo. Podremos elegir entreestufas de parafina con mecha o bien electrónicas, en función de nuestros gustos y necesidades.

Diferentes tipos de estufas de parafina:

Paso 1
Estas estufas están especialmente indicadas para estancias en las que se necesita una fuente de calor sencilla y fiable como puede ser un estudio, un taller o un espacio para realizar tareas de bricolaje. Las estufas de parafina electrónicas tienen quemadores con capacidad autolimpiable y permiten programar la temperatura.

Paso 2
El mantenimiento de las estufas de parafina con mecha es sencillo: al finalizar la temporada de invierno dejaremos que el combustible se consuma en su totalidad.

Paso 3
También es conveniente cambiar la mecha de la estufa, así que retiraremos el quemador y sacaremos el depósito.

Paso 4
A continuación, quitamos la carcasa exterior y reemplazamos la mecha deteriorada por otra en buen estado que ajustaremos con mucho cuidado.

Paso 5
En caso de que falle el encendido porque se ha roto el filamento de la resistencia, la retiraremos y pondremos una nueva.

Paso 6
Además, la mayoría de estas estufas están equipadas con sistemas de apagado de emergencia y de seguridad en prevención de vuelcos o sobrecalentamientos.

Además