Carpintería

Puerta corredera para zona de trabajo

Puerta corredera para zona de trabajo

Autor: Bricomanía

Ver el programa completo de: Puerta corredera para zona de trabajo

Vamos a crear una puerta corredera que colocaremos en una zona de trabajo. De esta manera, podremos ocultar la zona del escritorio o la zona de las baldas.

El teletrabajo está en auge. Cada vez somos más los que desarrollamos toda o parte de nuestra actividad laboral desde casa y eso tiene muchísimas ventajas pero también un inconveniente importante, es difícil desconectar.

La solución puede ser poner una puerta corredera a ese rincón de trabajo de manera que, en un momento dado, seamos capaces de decir hasta aquí, cerrar la oficina y disfrutar de la familia y el hogar.

Cortamos un tablero a la medida de la zona de trabajo, lo empapelamos y preparamos los soportes con una pletina y unas poleas. Después de fijar los soportes a la puerta apoyamos esta sobre un carril que hemos fijado en la parte superior del mueble.

Si queremos, para mayor comodidad fijamos una manilla a la puerta y de esta manera podremos desplazarla fácilmente.

  • Materiales
  • Tablero melaminado de 16mm.
  • Papel vinílico.
  • Cola para empapelar.
  • Asa.
  • Llanta de hierro 40x20mm.
  • Poleas.
  • Tornillos métrica 8x30.
  • Tuercas métricas
  • Carril 30x60.
  • Tirafondos 3,5x25.
  • Esmalte en aerosol
  • Herramientas
  • Amoladora.
  • Disco para cortar madera.
  • Brocha.
  • Rodillo.
  • Cortante.
  • Taladro atornillador.
  • Broca para madera Ø10mm.
  • Punta PZ2.
  • Taladro de columna.
  • Broca para metal Ø5.
  • Broca para metal Ø10.
Paso a paso para hacer una puerta corredera para zona de trabajo

Puerta corredera para zona de trabajoPaso 1
Lo primero que tendremos que hacer es cortar un tablero a la medida del espacio que queremos cubrir con nuestra puerta.

Puerta corredera para zona de trabajoPaso 2
Toca empapelar. Comenzamos aplicando la cola sobre la superficie de madera y también los cantos. Es importante extenderlo bien para que luego no se note con el papel.

Puerta corredera para zona de trabajoPaso 3
Empapelamos la pieza con un papel vinílico decorativo. Como con una tira no será suficiente, cortaremos dos y haremos que el dibujo case bien.

Puerta corredera para zona de trabajoPaso 4
Es importante dejar suficiente sobrante en las tiras de papel. Cuando se seque, cortaremos los trozos que sobren.

Puerta corredera para zona de trabajoPaso 5
El siguiente paso es realizar con una pletina los anclajes necesarios para desplazar la puerta. Les damos forma de U doblándolos.

Puerta corredera para zona de trabajoPaso 6
En esas pletinas vamos a realizar los orificios necesarios para después fijar la polea en la puerta. Haremos lo mismo con la guía. Para que la pletina no se mueva, colocaremos una pieza de madera.

Puerta corredera para zona de trabajoPaso 7
Una vez tengamos los agujeros, fijamos a los soportes la polea que hará la función de rueda.

Puerta corredera para zona de trabajoPaso 8
Pintamos los dos soportes con sus poleas utilizando esmalte en aerosol. También pintaremos el carril.

Puerta corredera para zona de trabajoPaso 9
Una vez secos los fijamos a la puerta con tornillos y tuercas.

Puerta corredera para zona de trabajoPaso 10
En la parte superior del mueble fijamos el carril de lado a lado. El carril lo pondremos un poco apartado de la esquina ya que deberá entrar la propia rueda o polea. En nuestro caso aproximadamente un centímetro.

Puerta corredera para zona de trabajoPaso 11
Sobre él colgaremos la puerta que gracias a las poleas se desplazará sin problemas.

Puerta corredera para zona de trabajoPaso 12
También le podemos añadir una manilla conseguiremos que este movimiento resulte mucho más cómodo.

Puerta corredera para zona de trabajoPaso 13
Trabajo terminado. Ya tenemos la puerta corredera instalada en la zona de trabajo que hicimos en un programa anterior.

Tags relacionados carpintería puerta corredera