Técnicas de cocina

Chocolate para postres

Chocolate para postres

Si quieres decorar algún postre, recuerda que un recurso muy socorrido es utilizar chocolate.

La cobertura es el chocolate que se utiliza en repostería. Podemos considerar cobertura a aquel chocolate que contiene como mínimo un 31% de manteca de cacao.

Este chocolate presenta la ventaja de que se funde fácilmente y además es muy moldeable.

Los vídeos de Karlos Arguiñano
Sorteo de 5 cestas de Navidad Cocinatis

Para fundirlo podemos utilizar dos métodos:

- Al baño maría: trocea el chocolate y colócalo en un recipiente al baño maría. Remueve hasta conseguir una pasta uniforme. Es importante que no entre agua.

- Microondas: pon el chocolate en un recipiente apto para microondas, introduce el chocolate y caliéntalo durante 30 segundos. Retíralo y remueve. Introduce nuevamente y caliéntalo durante 15 segundos más. Si fuera necesario repite el proceso hasta que se funda. Es importante hacerlo poco a poco para que el chocolate se funda pero no se queme.

Además, podemos prepararlo y presentarlo de otras formas:

- Virutas de chocolate: para conseguir unas virutas, coge un cuchillo y, con cuidado de no cortarte, rasca la parte superior de la tableta de chocolate.

- Chocolate rallado: Para hacer el chocolate rallado, coge una porción de chocolate y, con ayuda de un rallador, rállalo.

Además