Pastas y pizzas

Receta de Pasta fresca con jamón, calabacín y queso

Receta de Pasta fresca con jamón, calabacín y queso

Autor: Karlos Arguiñano

Karlos Arguiñano explica cómo preparar pasta fresca casera y la acompaña con salsa de calabacín, tomate, jamón cocido y orégano.

Ingredientes (4 personas):
  • 300 gr de harina
  • 3 huevos
  • 300 gr de jamón cocido
  • 1 calabacín
  • 1 tomate
  • 100 gr de queso parmesano
  • aceite de oliva virgen extra
  • orégano
  • sal
Elaboración de la receta de Pasta fresca con jamón, calabacín y queso:

Lava el calabacín, pícalo en cuartos de luna y saltéalos en un wok. Sazona. Ralla el tomate y añádelo. Rehoga brevemente. Pica el jamón en daditos y agrégalos. Espolvorea con orégano y mezcla bien. Reserva la salsa.

Para hacer la pasta fresca, mezcla en un bol la harina, los huevos, una pizca de sal y 2 cucharadas de aceite. Mezcla primero con la varilla y luego amasa con las manos hasta conseguir una masa homogénea (si queda pegajosa, añade un poco de harina hasta conseguir la consistencia deseada). Déjala reposar durante 30 minutos en el frigorífico envuelta en papel film.

Enharina y corta la masa en porciones. Redondéalas y estíralas con la máquina hasta que quede muy fina. Seguidamente pásala por el cortador de tallarines y ponla a secar durante 10 minutos.

Pon a hervir abundante agua en una cazuela grande, sazona y cuece la pasta durante 2 minutos. Escurre y colócala en una fuente. Añade la salsa y mezcla. Espolvorea con el queso rallado y sirve.

Información nutricional de la receta:

Es un plato recomendado para la comida realizada antes de una prueba deportiva.

Esta pasta es una buena fuente de hidratos de carbono complejos, mientras que su contenido graso procedente del aceite de oliva, es escaso. Por ello es un alimento ideal para obtener la energía necesaria para la práctica deportiva y para que realicemos nuestras actividades diarias sin cansancio y con buen humor.

En esta receta, la pasta se acompaña de calabacines, hortaliza depurativa y diurética, rica en vitaminas, minerales y sustancias con acción antioxidante; y de queso, ingrediente que aporta proteínas de calidad al plato, complementado las proteínas presentes en la harina y en el jamón. El queso también aporta grasa que sube el colesterol, por este motivo, trataremos de escoger quesos con bajo porcentaje de grasa.

Las propiedades nutricionales de los ingredientes convierten a esta receta en un plato muy completo y equilibrado, que podría ser consumido perfectamente como un plato único, acompañándolo con la ensalada de entrante que mejora el aporte de vitaminas, minerales, antioxidantes, fibra, proteínas y grasas saludables.

De postre comeremos una fruta y un yogur.

Plato equilibrado:

  • 50% de vegetales: calabacín, tomate y escarola
  • 25% de hidratos: pasta
  • 25% de proteínas: huevos y jamón
  • Fuera del plato: fruta, aceite, agua y yogur

EL MENÚ DE LA NUTRICIONISTA

Comida:

Cena:

Consejo de la Doctora Telleria:

Come sentado y en compañía para hacer mejor la digestión.