Pescados y mariscos

Receta de Pellejo de atún con papas

En el programa de televisión Cocina Abierta el cocinero Karlos Arguiñano elabora la receta regional Pellejo de atún con papas originaria de Lepe.

Los vídeos de Karlos Arguiñano

Karlos Arguiñano

Ver el programa completo de: Receta de Pellejo de atún con papas

Tiempo de preparación: 35 minutos | Tiempo total: 1 hora 10 minutos

Sorteo de 5 cestas de Navidad Cocinatis

Ingredientes (4 personas):

  • 500 g de pellejo de atún
  • 1 pimiento rojo
  • 2 pimientos verdes
  • 1 cebolla
  • 1 tomate
  • 3 patatas
  • 2 dientes de ajo
  • 100 ml de vino de Jerez
  • aceite de oliva virgen extra
  • sal
  • 2 hojas de laurel
  • perejil

Elaboración de la receta Pellejo de atún con papas:

Pon a calentar abundante agua en una cazuela con un puñado de sal. Añade los pellejos de atún y deja que hiervan durante 1-2 minutos. Retira los pellejos y ponlos en un bol con agua fría. Retírales las escamas, teniendo cuidado que no quede ninguna. Enjuaga, seca y córtalos en trozos de bocado.

Pela el pimiento rojo, córtalo en dados y ponlo a rehogar en una tartera con un chorrito de aceite. Pica de la misma manera los pimientos verdes y la cebolla, y agrégalos. Finalmente pela los ajos, lamina y añádelos. Sazona y rehoga todo bien.

Pela el tomate, pícalo en dados e incorpóralo. Añade las hojas de laurel y el vino y dale un hervor. Cocina todo junto durante unos 10 minutos aproximadamente.

Pela las patatas, casca y añádelas. Cúbrelas con agua, sazona, tapa la tartera y cocina todo a fuego suave durante unos 15-20 minutos.

Incorpora los pellejos de atún, tapa de nuevo y cocina todo junto durante 3-5 minutos. Rectifica de sal, espolvorea con perejil picado y sirve.

Consejo:

Esta receta nació de la necesidad, ya que aun siendo Lepe una zona significativa en lo concerniente a la pesca del atún, pocas personas se lo podían permitir.

Información nutricional de la receta:

Consejo de la Doctora Telleria:

La piel de los pescados no tiene valor nutritivo y en ella se encuentran muchos contaminantes por lo que es mejor desecharla, según recomienda la Fundación Española del Corazón.

Además