Postres

Receta de Rosquillas de la abuela

Receta de Rosquillas de la abuela

Autor: Joseba Arguiñano

Ver el programa completo de: Cocina Abierta - Programa 10

Joseba Arguiñano explica cómo hacer las tradicionales rosquillas caseras con un toque de anís. Para acompañar, un chocolate caliente a la taza.

Ingredientes (2 personas):
  • 300 gr de harina
  • 100 gr de azúcar
  • 1 huevo
  • 100 ml. de leche
  • 100 ml. de aceite de girasol
  • aceite de oliva
  • sal
  • esencia de anís
  • azúcar glas
  • azúcar blanco

Para el chocolate:

  • 70 gr de chocolate negro
  • 70 ml de leche
  • 70 ml de nata
Elaboración de la receta de Rosquillas de la abuela:

Mezcla en un plato un montoncito de azúcar glas y otro de azúcar blanco. Reserva.

Para las rosquillas, mezcla el huevo, la leche y el aceite de girasol en un bol. Echa cuatro gotitas de esencia de anís y un poquito de sal. Remueve. Añade el azúcar y mezcla. Incorpora la harina poco a poco sin dejar de remover hasta conseguir una masa homogénea. Deja reposar la masa 10 minutos.

Haz las rosquillas no muy grandes, para que se frían fácilmente por dentro sin quemarse por fuera. Fríelas a fuego medio en abundante aceite de oliva.

Sácalas directamente sobre la mezcla de azúcares para que se impregnen bien.

Para el chocolate, vierte en un cazo la leche y la nata. Cuando se caliente, añade el chocolate y remueve hasta que se diluya.

Coloca las rosquillas en una bandeja y acompaña con el chocolate caliente a la taza. Sirve.

Rosquillas de la abuela

Truco:

Gracias al reposo, la masa va a coger más densidad y se va a poder trabajar mejor. Por eso no es necesario excederse con la cantidad de harina, ya que después del reposo la masa quedaría apelmazada.

Consejo:

Con esta cantidad salen 1 o 2 docenas de rosquillas, dependiendo del tamaño. Te recomendamos hacerlas de tamaño pequeño para que se frían en menos tiempo, ya que cuanto más grandes, más tiempo estarán en la fritura y la costra quedará más dura.

Si no tienes esencia de anís...

Si no dispones de esencia de anís, puedes sustituirla por licor de anís o ron.