Postres

Receta de Helado de leche merengada

Sorteo de 5 cestas de Navidad Cocinatis

Ingredientes (6 personas):

  • 6 cucuruchos de barquillo
  • 500 ml de nata
  • 1 limón
  • 1 rama de canela
  • 2 cucharadas de azúcar
  • 2 cucharadas de miel
  • 2 claras de huevo

Para servir y decorar:

  • azúcar moreno
  • canela en polvo

Elaboración de la receta de Helado de leche merengada:

Pela el limón con cuidado de no coger nada de la parte blanca porque amarga.

Calienta en un cazo 150 ml de nata con la rama de canela, las cáscaras de limón y 1 cucharada de azúcar. Cuando empiece a hervir, retira el cazo y deja que infusione hasta que se temple (por lo menos 15 minutos).

Pon el resto de la nata en un bol, agrega la miel y móntala con una varilla manual. Coloca las claras en un bol y móntalas un poco. Cuando estén blancas, agrega le azúcar y sigue montándolas.

Cuela la nata infusionada sobre las claras montadas y mezcla bien. Incorpóralas a la nata montada. Mezcla con movimientos suaves y envolventes. Tapa la mezcla con film de cocina e introdúcela en el congelador hasta que endurezca.

Rellena los cucuruchos con el helado. Para servir, coloca una buena cantidad de azúcar en un bol y espolvoréala con un poco de canela en polvo. Decora el recipiente con unas hojas de menta y pincha en el los cucuruchos con helado.

Consejo:

Este tipo de helado tiende a cristalizar. Para evitarlo, es conveniente removerlo cada 15 minutos hasta que se congele.

Helado de leche merengada

Información nutricional de la receta:

Alimento a destacar en el plato de hoy: AZÚCAR MORENO. Sirope de ágave o de arce, melaza, azúcar moreno… alternativas para sustituir al azúcar refinado.

No hay que olvidar que todos ellos se tratan de azúcares que pasan rápido a la sangre ocasionando la misma respuesta metabólica luego no hay un azúcar mejor que otro.

El aporte de calorías y de nutrientes del azúcar moreno es igual que el del azúcar refinado.

Los expertos recomiendan no usar sustitutos del azúcar y reducir la presencia de azúcares en general en nuestros menús para no habituarnos al sabor dulce.

Por ello, limitaremos el azúcar a la hora de cocinar, leeremos el etiquetado nutricional de los alimentos para escoger los que menos azúcar tengan sea del tipo que sea, y trataremos de no añadir azúcar a los cafés.

Será un alimento de presencia ocasional en nuestra dieta colocándolo en la punta de la pirámide alimentaria.

Plato del día:

Este helado compensa en parte el déficit proteíco de la comida por la presencia de las claras del huevo.

Postre que incrementa el aporte calórico de la comida. Por ello, será un postre de presencia ocasional en nuestros menús.

En la cena pasta con pescado: tallarines con langostinos.

MENÚ DIARIO:

Comida:

Verduras rebozadas con salsa agridulce

Fruta

Helado de nata merengada

Cena:

Tallarines con langostinos

Pan

Fruta

Leche

Consejo de la Doctora Telleria:

Leer el etiquetado de los alimentos para saber cuánto azúcar forma parte de nuestra dieta.

Además