Hogarmania.com

Postres

Receta de Tarta de mandarinas con mousse de chocolate


Receta de Tarta de mandarinas con mousse de chocolate. Ramón Roteta prepara una tarta de mandarinas rellena de una mousse de chocolate de cobertura.

Ingredientes de la receta de Tarta de mandarinas con mousse de chocolate:

  • 4 mandarinas
  • 4 láminas de pasta philo
  • 125 g de chocolate de cobertura
  • 125 g de nata montada
  • 2 yemas de huevo
  • 5 nueces de mantequilla
  • 75 g de azúcar
  • 50 g de azúcar glas
  • agua
  • 1 cucharada de sésamo
  • 20 g de cilantro picado

Elaboración de la receta de Tarta de mandarinas con mousse de chocolate:

Funde dos nueces de mantequilla en un cazo y unta una lámina de pasta philo con la mantequilla derretida. Añade un poco de sésamo por encima y espolvorea una pizca de azúcar. Pon esta lámina philo encima de otra. Cubre una bandeja apta para el horno con papel de horno. Coloca encima un molde cuadrado y unta con un poco de mantequilla la base del papel de horno. Pon encima las dos láminas de pasta philo y repite la misma operación en otro molde cuadrado con otras dos láminas de pasta philo. Introduce los dos moldes en el horno a 160º C, durante 10 minutos. Retira del horno y deja enfriar.

Para hacer la mousse, pon a hervir agua en un cazo y coloca encima un bol al baño maría. Incorpora tres nueces de mantequilla, agrega el chocolate de cobertura y deja que se fundan. Añade el azúcar glas y remueve con la varilla. Cuando se derritan, retira del baño maría, espolvorea un poco de cilantro picado e introduce las yemas de huevo. Pon el recipiente de chocolate encima de un bol con hielos al baño maría para que espese. Retira y deja enfriar. Incorpora la nata, bate con la varilla y reserva.

Coloca las tartas de philo en dos platos y unta la base de las tartas con una capa de mousse. Pela las mandarinas, quita las partes blancas, retira los gajos y colócalos en hilera sobre la mousse. Cubre con otra capa de mousse, espolvorea por encima con un poco de azúcar glas y sirve.

Consejo

El chocolate tiene sus características propias según su zona de cultivo. Los mejores frutos provienen de Venezuela y Ecuador, seguidos por los de la Costa de Marfil, Madagascar, Ceilán e Indonesia.