Sopas y cremas

El gazpacho es una deliciosa y refrescante receta, típica del verano, que se prepara de una forma muy sencilla utilizando ingredientes sanos como pimientos, pepinos y tomates. Admite multitud de variaciones. Así, podemos preparar el clásico gazpacho andaluz, de frutas y verduras,con aguacate o macrobiótico

La mejor forma de disfrutar del gazpacho es consumirlo frío. De hecho, hay quien lo consume con hielo dentro.

 Información nutricional

Este plato representa la dieta mediterránea protectora de enfermedades crónicas y degenerativas, gracias a su contenido en fibra, vitaminas y antioxidantes. 

Entre las vitaminas destacan la vitamina C y los betacarotenos, antioxidantes que aumentan nuestras defensas y nos protegen de todo tipo de enfermedades, incluido el cáncer. 

También nos aporta folatos, vitaminas necesarias durante el embarazo para evitar malformaciones del sistema nervioso y que nos protegen de enfermedades cardiovasculares. 

Además, la fibra presente en estas hortalizas nos ayuda a evitar el estreñimiento y a controlar la diabetes y el colesterol. 

Consejos para hacer el gazpacho
  • Para que quede más rojo se puede utilizar la mitad de los tomates de ensalada y la otra mitad de pera; ambos muy maduros. 
  • Si no tienes jarra o vaso de la batidora, puedes introducir todos los ingredientes en una cazuela y proceder al triturado. Para que no salpique, procura no levantar mucho el brazo de la batidora. 
  • En cuanto a los pepinos, es mejor que rechaces los grandes porque suelen ser más amargos, además de tener muchas más semillas (duras) que los pequeños. 
  • De postre una fruta y un yogur. 

Ordenar por:


Ordenar por: