Hogarmania.com

Sopas y cremas

Sopa de calabaza con verduras


Karlos Arguiñano elabora una receta de sopa de calabaza, cebolleta, patata, nabo y calabacín y la acompaña con tostas de pan con queso gratinado, un plato vegetariano.


Ingredientes (6 personas):

  • 500 gr de calabaza
  • 2 cebolletas
  • 1 patata
  • 1 calabacín
  • 1 nabo
  • 6 rebanadas de pan
  • 60 gr de queso emmental (rallado)
  • aceite de oliva virgen extra
  • sal
  • nuez moscada

Elaboración de la receta de Sopa de calabaza con verduras:

Pela y pica las cebolletas. Pela y trocea la calabaza. Rehoga todo en una cazuela con un chorrito de aceite. Sazona y ralla encima un poco de nuez moscada. Cubre con agua y deja cocer durante 20 minutos. Tritura con la batidora eléctrica.

Pela la patata y el nabo. Pica el calabacín, la patata y el nabo en daditos y añádelos. Deja cocinar 10 minutos. Retira la espuma con un cacillo.

Coloca las rebanadas de pan sobre la placa del horno, espolvoréalas con el queso rallado y gratínalas.

Sirve la sopa de calabaza y verduras y acompáñala con el pan.

Sopa de calabaza con verduras

Información nutricional de la receta:

Esta sopa es una fuente importante de fibra, vitaminas A, C y E, antioxidantes y minerales como el potasio, de gran efecto diurético.

La patata y el pan aportan carbohidratos de absorción lenta, que nos dan energía, además de proteínas, calcio, magnesio, fósforo y vitaminas del grupo B. Es más recomendable hacer la receta con el pan tradicional hecho con harina de masa madre y bien horneado, en lugar del pan de molde, al cual añaden grasas y azúcares.

El ingrediente que aporta proteínas de calidad en esta sopa es el queso, además de ser una buena fuente de calcio. En definitiva, una receta sana y saludable, recomendada para todos y en especial para las personas con problemas de estreñimiento y con problemas para masticar.

Las personas con sobrepeso y colesterol evitarán los costrones de pan con queso, ya que el queso incrementa el aporte calórico del plato al tener grasas que además suben el colesterol. Sin embargo, cocinar con queso está indicado para las personas con bajo peso y con poco apetito, ya que es un alimento muy completo, con un alto contenido en proteínas, y grasas. También aporta fósforo, calcio y vitaminas A, B y D.

De postre comeremos una fruta y un yogur.

Comida:

Cena:

Consejo de la Doctora Telleria:

Que no te la den con queso: mira el etiquetado nutricional y escoge queso rallado y no queso rallado fundido, porque éste último solo es queso con menor valor nutritivo y más grasa y sal.