Hojaldres rellenos de pollo y queso, no creerás lo fáciles y deliciosos que son

HOJALDRES RELLENOS DE POLLO Y QUESO, NO CREERAS LO FÁCILES Y DELICIOSOS QUE ESTAN. Esta receta es ideal para compartir en un día con familia o amigos en el que queremos sorprenderlos con algo rico y diferente, quedan crujientes por fuera y con un relleno jugoso y sabroso en el interior además de que su aspecto es muy bonito, se pueden tener preparados con horas de antelación y hornearlos en el último momento o también tenerlos hechos y volverlos a calentar en el horno durante unos minutos antes de servir y ¡listos para disfrutar!
Ingredientes

  • 3 planchas de hojaldre refrigerado de buena calidad 
  • 500 g carne picada de pollo 
  • 100 g queso mozzarella rallado 
  • 12 bolitas de queso mozzarella 
  • Unas ramitas de perejil 
  • 8-10 tallos de cebollino 
  • 70 g beicon cortado en trocitos (Bacón, tocino ahumado, panceta) 
  • 1 cebolla pequeña o 1/2 cebolla 
  • 3 ajos 
  • 1/2 cucharadita de orégano seco 
  • 1/2 cucharadita de nuez moscada rallada 
  • 1 cucharada maicena o almidón de maíz
  • 6 tomates cherry 
  • 1 huevo (para pincelar el hojaldre) 
  • Aceite de oliva virgen extra 
  • Sal 
  • Pimienta negra recién molida

Elaboración


1. Picamos menuda la cebolla y los ajos y los reservamos, picamos muy menudo el beicon o tocino ahumado y también lo reservamos, picamos menudo el perejil y el cebollino, después los ponemos dentro de un recipiente grande donde más tarde haremos la masa, hecho esto partimos por la mitad los tomates cherry y los reservamos para el final.

2. Ponemos una sartén al fuego con 2 cucharadas de aceite, cuando este caliente añadimos la cebolla y los ajos picados, ponemos una pizca de sal y pochamos durante unos 5 minutos, seguidamente añadimos el beicon o tocino ahumado y cocinamos todo junto durante unos minutos más hasta que el beicon o tocino ahumado este doradito, cuando está listo lo escurrimos un poco del aceite y ponemos el sofrito en el recipiente con el perejil, mezclamos bien y esperamos a que se enfrié.

3. Una vez frio el sofrito añadimos la carne picada, la nuez moscada rallada, la maicena o almidón de maíz, sal y pimienta al gusto y mezclamos hasta incorporar todos los ingredientes, seguido nos humedecemos las manos con agua y formamos bolas del mismo tamaños hasta tener 12 unidades, aplastamos cada bola y le ponemos en el centro una bolita de mozzarella o un trocito de queso de nuestro gusto.

4. Envolvemos con la masa el queso y formamos una especie de albóndiga, seguido las reservamos en una bandeja, una vez todas las bolas rellenas con el queso preparamos 12 trozos de papel de horno de unos 13 x13 centímetros, también preparamos un utensilio redondo para cortar discos de hojaldre de unos 12 centímetros de diámetro y batimos el huevo para pincelar el hojaldre.

5. Sacamos de la nevera una de las planchas de hojaldre la desenrollamos y recortamos 4 círculos, ponemos en el centro del circulo de hojaldre una bola de masa y cerramos formando pliegues con los dedos y presionando la masa para que queden cerrados.

6. Hecho esto colocamos el paquetito sobre un papel de horno y pincelamos el hojaldre con el huevo, colocamos los paquetitos dentro de un molde para magdalenas y así conservara la forma fácilmente, de la misma manera hacemos los 12 paquetitos con la precaución de tener el hojaldre en la nevera antes de comenzar a trabajar con él.

7. Cuando ya los tenemos los dejamos en la nevera durante unos 15 a 20 minutos mientras precalentamos el horno; Llevamos a hornear con el horno precalentado a 200ºC (390ºF) con calor arriba y abajo durante 25 minutos.

8. Pasados los 25 minutos de horneado retiramos la bandeja del horno y cubrimos cada paquetito con queso rallado, (recién sacado del horno la carne esta expandida pero enseguida veremos que se contrae dejando espacio para poner el queso rallado) una vez todos los paquetitos cubiertos con queso ponemos medio tomate en el centro de cada uno y para que no se desplacen del sitio le ponemos un palillo pinchando el tomatito en la carne.

9. Seguidamente rociamos por encima con orégano y llevamos de nuevo al horno que lo mantenemos caliente a 200ºC (390ºF) con calor arriba y abajo; Horneamos 10 minutos más, cuando ya están listos los retiramos del horno, emplatamos y listos para disfrutar, los podemos acompañar con una ensalada u otra guarnición a nuestro gusto.

Resultado final.

¡Probadlo os va a encantar!
.
.
IR A LA RECETA ORIGINAL: