MACARRONES A LA BOLOÑESA

Ingredientes

Ingredientes para 4 personas 

500 gr de macarrones

                                        500 gr de tomate triturado

                                        125 ml de vino blanco

                                        1 cebolla grande, y ajo

                                        Aceite de oliva, y sal

                                        Pimienta blanca, orégano y albahaca

                                        Queso rallado

      

                                   

                                        

Lo primero picaremos la cebolla, en trocitos muy pequeños, y la incorporaremos a una sarten con un poco de aceite caliente para pocharla, sazonamos para que la cebolla sude y se rehogue. Cuando la cebolla este dorada.,añadiremos el ajo troceado en pequeños trozos, rehogaremos junto la cebolla. Cuando todo esto está pochado, añadimos la carne picada, y salpimentamos.Dejaremos que  la carne se vaya dorando, y  le echamos la hierbas aromáticas; el orégano y la albahaca. Ahora que la carne está dorada, le vertemos el vasito de vino blanco, para que la carne se impregne del aroma y sabor. Movemos para que se mezcle bien los sabores. Lo siguiente será añadir el tomate triturado, rectificamos de sal, y subimos un poquito más el fuego para que empiece a hervir, después lo bajaremos a fuego medio, para que no se queme iremos removiendo de vez en cuando. Para que el tomate no salga ácido, importante, unos minutos antes  de que termine la cocción le añadiremos una cucharadita de azúcar, así la salsa estará más rica.

Por otro lado tenemos a fuego fuerte una cacerola, con agua, sal y chorrito de aceite, para que los macarrones no se peguen. Cuando empiece a hervir el agua, añadiremos los macarrones, y removeremos de vez en cuando para que no se peguen entre si. Transcurrido el tiempo de cocción de 7 min.  para que estén al dente los refrescaremos con agua fría debajo del grifo, y los escurriremos bien. Los mezclamos con la salsa  boloñesa ya preparada para que cojan todo su sabor.

Cogemos una fuente de horno, calentamos el grill a 250 grados. Le añadimos el queso rallado por encima para gratinarlos al horno. Lo metemos en el horno unos min. y cuando este dorado y fundido el queso,  la receta ya está para llevar a la mesa .