Despacito, el famoso pastel brasileño

Un pastel de chocolate muy jugoso, con un sabor delicioso y fácil de preparar. Este pastel se ha hecho muy famoso sobre todo en redes sociales desde hace varios años y no me extraña porque es un pastel más que delicioso, ideal para cualquier ocasión, sea como un postre o como una tarta de cumpleaños. Seguro que a todos en casa les va a encantar.
Ingredientes
  • 3 huevos grandes (cada uno pesa con cascara 70 gr. aproximadamente)
  • 150 gr. azúcar 
  • 130 gr. harina de trigo común o de todo uso (harina 000) 
  • 25 gr. (4 cucharadas) cacao puro en polvo 
  • molde de 20 cm. de diámetro y 5 cm. de alto 
  • papel de hornear

Ingredientes para mojar el bizcocho:

  • 150 ml. de leche 
  • 3 cucharadas de cacao puro en polvo 
  • 2 cucharadas de azúcar

Ingredientes del mousse:

  • 500 ml. nata para montar o crema de leche para batir (tiene que estar bien fría) 
  • 200 gr. chocolate especial para postres (cortado en trocitos) 
  • 80 gr. azúcar glas o azúcar impalpable

Elaboración
Preparación del bizcocho y la mezcla para mojarlo:
En un recipiente amplio ponemos los huevos enteros y los batimos con varillas eléctricas hasta que dupliquen su volumen, seguido añadimos el azúcar en forma de lluvia sin parar de batir. Una vez el azúcar esté integrado, seguimos batiendo hasta punto de letra o durante unos 7 minutos más.

Seguidamente tamizamos la harina junto al cacao en polvo directamente sobre la mezcla de huevos en un par de veces y lo incorporamos con movimientos envolventes. Una vez la masa del bizcocho esté lista, la vertemos en un molde con papel de hornear en la base, damos unos golpes para que suban las burbujas y llevamos a hornear.

Horneamos con el horno precalentado a 170ºC (340ºF) con calor arriba y abajo. Horneamos a 170ºC de 20 a 25 minutos o hasta que pinchemos y comprobemos que está cocido. Después lo dejamos enfriar sobre una rejilla durante 10 minutos y pasados los 10 minutos lo desmoldamos y lo dejamos enfriar por completo.

Ponemos en un cazo la leche, el azúcar y el cacao, mezclamos un poco y a temperatura media calentamos la mezcla hasta que el azúcar se disuelva sin necesidad de que hierva, una vez listo lo tenemos listo para usar.

Preparación de la mousse:
Separamos una cucharada de nata en un recipiente aparte y el resto de nata la batimos con varillas eléctricas hasta que tenga un poquito de consistencia. Añadimos el azúcar glas y seguimos batiendo hasta que la nata tenga consistencia pero no muy espesa o firme, sólo hasta semimontarla.

Troceamos el chocolate y lo derretimos al baño maría en el microondas. Retiramos una cucharada del chocolate en un recipiente aparte y al resto le añadimos un par de cucharadas de nata semimontada, mezclamos un poco y añadimos la mezcla de chocolate al resto de la nata. Batimos con la varillas eléctricas hasta que se formen surcos profundos.

Montaje:.
Una vez frío el bizcocho, le cortamos un poco la parte de arriba para dejarlo parejo y colocamos el bizcocho sobre una bandeja bocabajo (con la parte más lisa hacia arriba). Colocamos un aro con papel de acetato alrededor del bizcocho, lo ajustamos bien y bañamos el bizcocho con toda la mezcla de leche y cacao.

Vertemos el mousse de chocolate sobre el bizcocho, con una espátula lo repartimos bien y lo alisamos muy bien por arriba. Añadimos la nata reservada al chocolate reservado y lo calentamos en el microondas unos segundos, ponemos la ganache en un manga pastelera con la punta cortada pequeña.

Trazamos líneas con la ganache sobre todo el pastel y con un palillo damos la forma arrastrándolo en sentido contrario a las líneas. Dejamos reposar el pastel en la nevera durante unas 4 -5 horas o mejor de un día a otro. Antes de servir, retiramos el aro, el papel de acetato y listo para disfrutar.

¡Probarlo, os va a encantar!