Bizcocho jugoso de limón y coco

Bizcocho jugoso de limón y coco. Unos sabores que combinan a la perfección y que no dejara indiferente a nadie, esta tan rico que cuando comes un trozo estás pensando en coger otro enseguida, súper esponjoso y tan jugoso que es una tentación ¡¡irresistible!!
Ingredientes
Ingredientes del bizcocho:
.
4 Huevos de tamaño grande
150 g Harina de trigo de todo uso (Harina de trigo 0000)
150 g Azúcar moreno (Puede ser blanco)
50 g Coco seco rallado
120 ml Aceite de girasol (Puede ser de oliva suave)
15 g Levadura química o polvo de hornear (2 Cucharaditas)
2 Cucharadas de miel
1 limón La ralladura (Sin nada de blanco)
40 ml Zumo de limón recién exprimido (5 cucharadas)
.
.
Ingredientes del almíbar y otros:
.
200 ml Agua
200 g Azúcar moreno (Puede ser blanco)
1 limón, la peladura y su zumo (La peladura sin blanco)
Molde de 21 cm de diámetro y 6 cm de alto
Papel de hornear para encamisar el molde
1 Limón (Para decorar, Opcional)
1 Puñadito de coco seco rallado (Para decorar, Opcional)
Elaboración
Separamos las yemas de las claras y colocamos en recipientes amplios tanto las claras como las yemas para trabajarlas independientemente, a las yemas le añadimos el azúcar y el aceite, batimos bien con unas varillas manuales, añadimos el zumo y la ralladura de limón, mezclamos una poco más y añadimos la miel mezclamos hasta que el azúcar ya no se note, tamizamos la harina junto a la levadura y le mezclamos el coco rallado, añadimos esta mezcla de harina al batido de yemas poco a poco hasta que esté todo bien integrado y reservamos, a las claras le añadimos una pizca de sal y las batimos con varillas eléctricas hasta que estén a punto de nieve, las incorporamos poco a poco a la mezcla anterior hasta que estén bien incorporadas, las vertemos la masa en un molde previamente preparado con papel de hornear en el fondo y los laterales y horneamos con el horno precalentado a 175 ºC (347 ºF) con calor arriba y abajo y sin aire; Horneamos entre 30 y 45 minutos (Comprobamos pinchando con un palillo que esta cocido).
Mientras se hornea el bizcocho preparamos el almíbar para bañarlo, cortamos unos trozos de piel a un limón sin nada de blanco y después lo exprimimos, pasamos por un colador el zumo y lo vertemos en un cazo, añadimos al cazo el agua, el azúcar y las pieles de limón, encendemos el fuego a temperatura media y esperamos a que comience a hervir, después dejamos cocer un minuto y retiramos del fuego, reservamos hasta su uso.
Cuando el bizcocho esta cocido lo retiramos del horno y dejamos enfriar hasta que este tibio (no esperamos a que este frio por completo), lo pinchamos bien con un palillo de brocheta y le vertemos todo el almíbar que estará también tibio poco a poco hasta que lo absorba en su totalidad, lo dejamos unas horas a temperatura ambiente y después lo desmoldamos, colocamos el bizcocho en un soporte de cartón y lo cubrimos bien por los laterales y por encima con coco rallado, lo colocamos en la bandeja de servir y lo decoramos con unas rodajas de limón, hasta el momento de servir lo tendremos en la neveras porque si está fresco está aún más delicioso y listo para disfrutar. ¡¡Probadlo os va a encantar!!