Cheesecake de fresa y limón sin horno (facilísima)

Cómo hacer paso a paso una tarta de queso sin horno súper fácil y deliciosa. Además es muy económica, con ingredientes fáciles de conseguir y que hará las delicias de grandes y pequeños. No dudéis en prepárala porque tendréis un triunfo asegurado.
Ingredientes

Ingredientes de la base:

  • 120 gr. galletas hojaldradas (pueden ser otras) 
  • 70 gr. mantequilla sin sal 
  • molde redondo desmontable de 18 cm x 9 cm de alto

Ingredientes del relleno de fresa:

  • 1 sobre de 85 gr. de preparado de gelatina de fresa (para preparar 500 ml.) 
  • 200 ml. agua 
  • 200 gr. queso crema tipo Philadelphia 
  • 45 gr. (3 cucharadas) azúcar 
  • 250 ml. (1 cup) nata para montar o crema de leche para batir

Ingredientes del relleno de limón:

  • 1 sobre de 85 gr. de preparado de gelatina de limón (para preparar 500 ml.) 
  • 200 ml. agua 
  • 200 gr. queso crema tipo Philadelphia 
  • 45 gr. (3 cucharadas) azúcar 
  • 250 ml. (1 cup) nata para montar o crema de leche para batir
Elaboración
Preparación de la base:
1.- Molemos las galletas hasta reducirlas a polvo, la vertemos en un recipiente amplio, fundimos la mantequilla en el microondas o en un cazo hasta que este liquida, sin que llegue a hervir, añadimos la mantequilla fundida a la galleta molida y mezclamos bien hasta integrar.

2.- Una vez que la mezcla de galletas y mantequilla la tenemos bien mezclada la vertemos en el fondo de un molde desmontable y con papel de horno o acetato en el lateral para que sea muy fácil desmoldarla, aplastamos la mezcla de galletas hasta dejar una base lisa y uniforme, reservamos en la nevera.

Preparación de la cheesecake:
3.- En un cazo o en el microondas calentamos la mitad del agua hasta que comience a hervir el resto de agua la reservamos; Cuando el agua está hirviendo la retiramos del fuego, añadimos el sobre de gelatina de fresa y el azúcar.

Mezclamos bien hasta que se haya disuelto el azúcar y la gelatina, seguidamente añadimos el resto de agua fría que tenemos reservada y mezclamos bien, reservamos.

4.- Ponemos el queso crema en un recipiente amplio y lo batimos con la túrmix o batidora eléctrica hasta que esté más cremoso, seguidamente agregamos la gelatina de fresa y seguimos triturando hasta integrar, reservamos.

5.- Batimos la nata bien fría con varillas eléctricas hasta que este semimontada, (que en la superficie se formen surcos poco profundos), cuando la tengamos lista la agregamos poco a poco a la crema de gelatina y mezclamos con movimientos envolventes hasta que esté todo integrado.

6.- Una vez lista la crema la vertemos en el molde que ya tendrá la base cuajada, alisamos la superficie y llevamos a la nevera durante 30 minutos para que cuaje un poco.

7.- Preparamos la crema de limón del mismo modo que la crema de fresa.

8.- Vertemos la crema de limón sobre la crema de fresa ya cuajada colocando una espátula para evitar que la mezcla de limón caiga de golpe, una vez toda la crema de limón en el molde alisamos la superficie y cubrimos el molde con papel film.

Dejamos en la nevera de 4 a 6 horas hasta que quede bien cuajada.

9.- Pasado el tiempo de reposo desmoldamos la tarta y la colocamos en la bandeja de servir, decoramos por encima con fresas frescas y trocitos de limón y lista para disfrutar.

¡Probadla, os va a encantar!