Helados fáciles y rápidos

Hoy os traigo una receta que me atreví a hacer con la familia este fin de semana ya que ha empezado a hacer calor y algo fresquito siempre viene bien. Se trata de un helado de limón. Podemos hacerlo de otros sabores como fresa o chocolate, pero tenía unos limones en casa y además a mis hijos les encanta este sabor. Así que me dispuse a hacerlo. Antes de nada debo deciros que yo usé una heladera aunque se puede hacer también con un congelador convencional. ¡Vamos allá!
Ingredientes
  • 5 yogures naturales (si son cremosos o griegos mejor)
  • la cáscara de 1 limón
  • 1 cucharada de miel 
  • 200 ml. de nata montada
Elaboración
En primer lugar, rallaremos la cáscara de limón y la colocaremos en un bol metálico. Seguidamente pondremos la miel en un pequeño cuenco y lo pondremos en el microondas. La intención es que se derrita un poco y esté más maleable.

En tercer lugar, verteremos el yogur junto con la nata y mezclaremos todo de forma que quede una mezcla uniforme. Finalmente, enfriaremos la mezcla para que se asiente antes de meterla en la heladera.

Seguidamente pondremos un bol en la heladera y la dejaremos trabajar durante unas 4 horas aproximadamente. Si tu heladera cuenta con compresor, entonces podrás hacer más rápido este proceso. ¡Ahora a comer un rico helado!